sábado, 4 de junio de 2011

ALVARO NOBOA NO FUE PRINCIPAL HEREDERO Y FALSIFICO EL TESTAMENTO LARGA HISTORIA DE LA BESTIA 666








Quito. 9 jul 98. Alvaro Noboa Pontón, el candidato
presidencial del Partido Roldosista, no fue el principal
heredero de su padre, el magnate Luis Noboa Naranjo, según se
desprende de la lectura del testamento, cuya apertura tuvo que
esperar cuatro años.

No obstante, Alvaro Noboa se mantendrá al frente del imperio,
gracias al convenio al que llegó, en unión de sus hermanas
María Elena e Isabel, con la segunda mujer de su padre,
Mercedes Santistevan.

Según dicho convenio, suscrito en Guayaquil el 2 de abril de
1997, Mercedes Santistevan vendió sus acciones a los tres
hermanos Noboa Pontón, de tal manera que obtengan la mayoría
accionaria.

En efecto, de acuerdo con la última voluntad del empresario,
Alvaro obtiene igual número de acciones que sus cinco
hermanos, pero muchas menos que las heredadas por la viuda,
quien además del cincuenta por ciento que le correspondía como
cónyuge sobreviviente, recibió un 25 por ciento adicional
dentro de la cuarta de libre disposición que se incluye en
todo testamento.

La explicación del constante aplazamiento de la lectura del
texto se sustentaría más en una cuestión de imaagen, que de
riesgo de perder el poder, por parte del candidato.

Con todo las presiones ejercidas por el mayor de los hermanos,
Luis, quien no participó en las negociaciones con
Santistevan, dejó sin otro camino al presidenciable. 

La semana pasada, la primera sala de la Corte Suprema 
ratificó el nombramiento de Administrador Común de Luis Noboa
Pontón , lo cual daba al primogénito un poder que ponía en
segundo plano a Alvaro. Frente a ello, se optó finalmente por
dar paso a la lectura del testamento, dictado en Nueva York el
10 de marzo de 1994.

Una vez abierto el testamento, Luis Noboa Pontón, de acuerdo a
lo establecido por la ley, perdió su derecho de ser el
administrador común de los bienes. 

Ayer, Luis Noboa presentó una impugnación a la providencia del
juez, en espera que la diligencia en la que se abrió el
testamento no tenga un efecto jurídico. Sus abogados
aseguraron que 'no importa que se conozca el texto, si lo
Corte declara la nulidad no puede ponerse en efecto'.

Reparto de los bienes

Como una división muy hábil, se considera la manera en que
Luis Noboa Naranjo repartió sus bienes, según analistas
cercanos al caso.
Dividió las compañías en dos grupos. En el primero se destaca
Industrial Molinera C.A., Elcafe C.A., Molinos Poultier 
S.A., Corporación Automotriz. En este grupo de empresas
tienen participación Alvaro y sus hijos, Luis y María Leonor,
cuyo porcentaje será manejado por Isabel y María Elena, y las
hijas de Diana. 

En el segundo grupo están las acciones de la bananera y otras
importantes empresas. En ellas tendrán participación, de
acuerdo con el testamento, Isabel y sus hijos, María Elena y
sus hijos, Diana, los hijos de Luis y los de Leonor.

Lo que le corresponde tanto a Alvaro, María Elena e Isabel se
agrega a lo que ellos ya tenían a cargo después del convenio
al que llegaron con Santistevan.

Por medio de este se dio paso a la integración de la
Corporación Noboa, que pertenece a María Elena y Alvaro, y al
Consorcio Noboa, de Isabel.


Quito (Ecuador). 09 dic 95. Una verdadera tormenta se ha
desatado entre los herederos de la fortuna de Luis Noboa
Naranjo, a raíz de la publicación de un artículo en el Wall
Street Journal.

El artículo, escrito por José de Córdova, dibuja la pugna que
existe entre los herederos de Noboa y llega a afirmar que tras
el asalto que se hizo al consulado del Ecuador en Nueva York,
por delincuentes colombianos, había la intención de apoderarse
del testamento del magnate.

Uno de los hijos de Noboa Naranjo, Alvaro Noboa, ha publicado
el día de hoy un remitido en los diarios en los que niega
algunas de las afirmaciones del periodista del Wall Street
Journal y afirma que su intención es la de reunificar el
imperio.

Lo mismo hizo otro de los herederos de Noboa, Isidro Romero
Romero (yerno del magnate), quien sostiene que la publicación
del artículo responde a los intereses de Alvaro Noboa.

No hay sociedad conyugal

En el remitido, Alvaro Noboa cuestiona "la existencia legal de
una sociedad conyugal entre mi señor padre y la señora
Mercedes Santistevan Vda. de Noboa, ya que se casaron con
separación de bienes. Esto deberá ser resuelto por el poder
judicial".

Afirma no estar de acuerdo con que "quiera dividirse la
creación de mi padre en Grupo y Corporación Noboa, puesto que
a esta última pronto la llamarán Corporación BONITA, para así
olvidarse de mi padre, su fundador, todos aquellos que no son
Noboa y aspiran a quedarse con una parte importante de los
bienes de Luis A. Noboa Naranjo, como son el negocio del
banano, los barcos, los bancos de mi padre en Miami y Las
Bahamas, las inversiones inmobiliarias en el exterior y el
dinero que él nos dejó".

En otro lado de su comunicado, dice que "la desesperación de
la señora Mercedes Santistevan Vda. de Noboa, es que se abra
el testamento firmado por mi señor padre, gravemente enfermo
en un hospital un mes antes de fallecer a los 78 años de edad;
el día de su operación de arteriosclerosis y el cáncer que lo
tenía gravemente disminuido. Este se abrirá cuando el poder
judicial así lo disponga, resolviendo primero sobre su
legalidad y validez. Lo que es impostergable es conocer cuáles
fueron todos los bienes que dejó Luis A. Noboa Naranjo, que el
Wall Street Journal los avalúa en 2 mil millones de dólares; a
esto se niega por todos los medios doña Mercedes Vda. de Noboa
¿Cómo ante los ojos de todas las autoridades ecuatorianas se
pueden desaparecer 2 mil millones de dólares de un inventario
de bienes de Luis A. Noboa?

Romero refuta a autor de artículo

El presidente ejecutivo de la Corporación Noboa, Isidro
Romero, hizo varias precisiones ante la publicación de un
medio de comunicación de los Estados Unidos, respecto del
manejo de esa empresa.

"Todo esto nace de las publicaciones de un reportero cubano
cuyo apellido es De Córdoba y quiere convertir este país en
una Banana Republic", dijo Romero.

"Este sujeto quiere deteriorar la imagen de una corporación,
de un país, de un hombre como fue Luis Noboa y de sus
ejecutivos. Salgo al frente en esto por el respeto que merece
nuestro fundador y todos los ecuatorianos", dijo.

"Creo que este reportero cubano sin conocer nuestro país, a
nuestra organización y a nadie, fue informado por terceras
personas y manipulado por aquellas. Es lamentable decirlo,
pero este individuo fue agasajado por la revista La Verdad de
Alvaro Noboa. La foto de este periodista aparece en una de sus
páginas. Esa es una grave irresponsabilidad jugar contra los
intereses de un país y soy consciente de lo que voy a decir",
aseveró.

Según Romero, la Corporación Noboa representa en este país el
7% del P.I.B. y da trabajo a 100 mil familias. "Somos
representantes del Ecuador en el mundo. Luis Noboa fue el
mejor embajador que tuvo este país en los cinco continentes y
que hoy día venga un cubano a querer deteriorar la imagen de
nuestra corporación, de nuestro país y querer convertirlo en
una banana república, nunca lo aceptaré como ecuatoriano y
como presidente de la corporación", reiteró.

El alto ejecutivo sostuvo que Luis Noboa murió en abril 28 de
1994 y desde ahí hasta esta fecha, la corporación Noboa ha
tenido los mejores desarrollos económicos, financieros y
comerciales en su historia.

"En banano hemos batido todos los récords al exportar 71
millones de cajas que representa el 41% de la exportación del
país", sostuvo.
Dijo también que la Corporación tiene la segunda empresa
frigorífica del mundo. "Nuestros buques han efectuado 395
viajes hasta el momento. 

En la actividad industrial, Valdez, nuestro ingenio, batirá
récord de zafra", afirmó.

"En las bebidas gaseosas superamos en más del 14% las ventas
del año anterior. En la industria cartonera fuimos los
primeros en exportar cartón a Chile y Argentina. En la
industria automotriz mantenemos el 18% de la participación del
mercado, por eso rechazamos que un extranjero que fue
agasajado aquí en Ecuador nos diga a nosotros que no tenemos
visión en el futuro", dijo enérgico.

Romero dijo que hace dos semanas el país fue testigo del
lanzamiento que hizo del Centro Comercial más grande del
Ecuador en beneficio de una ciudad, "de un país que nadie
invierte hoy día y que los mismos ecuatorianos hacemos para
que nadie lo haga".

Una intensa batalla por la gran herencia

En su artículo del Wall Street Journal, el periodista José de
Córdova traza un perfil de la fortuna y personalidad del
multimillonario Luis Noboa Naranjo y hace un diagnóstico de la
pugna familiar que se produjo con motivo de la muerte del
magnate.

Según el periodista, la fortuna de los Noboa representa el 5 %
del Producto Interno Bruto del Ecuador e incluye bienes entre
los que hay bancos en Miami, Nassau y las Bahamas. En total,
calcula que la herencia en disputa alcanza los 2 mil millones
de dólares.

La gran interrogante

Dice el artículo que "la gran interrogante en Ecuador ahora es
quién ocupará el lugar de Noboa".

El periodista dice que en un "rincón está la fracción liderada
por la segunda esposa de Noboa, Mercedes Santistevan de Noboa,
de 64 años. Una mujer elegante que divide su tiempo entre su
penthouse en lo alto de un banco de su propiedad en el ruidoso
centro de Guayaquil y su departamento en Park Avenue en Nueva
York, controla una participación mayoritaria en las compañías
que conforman la Corporación Noboa, incluido el crucial
negocio de exportación de bananos.

"En el otro extremo está Alvaro Noboa, de 45 años y segundo
hijo del primer matrimonio de Noboa. Este hombre de carácter
fuerte es el único de los seis hermanos que está interesado en
dirigir el imperio, dicen varios ejecutivos de esta ciudad.
Pero tuvo una relación complicada con sus padres y creó por su
cuenta una de las compañías inmobiliarias y de construcción de
Ecuador."

Agrega José de Córdova que lo que se herederá es un asunto de
intensa especulación. La madre de Alvaro, la primera esposa de
Luis Noboa, recibió hace unos años importantes participaciones
en las compañías familiares como parte de su acuerdo de
divorcio. 

Alvaro Noboa ahora administra esas firmas, incluidas el molino
de harina, una fábrica de chocolates y una exportadora de
café. Pero estos negocios solo representan una pequeña porción
del imperio. Alvaro Noboa ha lanzado un batalla judicial para
tratar de ganar el control del resto.
"Después de todo, la menor parte del patrimonio podría no
estar en Ecuador: uno de los frentes importantes de esta
batalla jurídica está en un tribunal federal de Nueva York,
donde Alvaro Noboa trata de conseguir un inventario de la gran
cantidad de activos de su padre en el extranjero. Según la
declaración jurada presentada por Noboa, sus propiedades
incluyen bancos en Nassau, Bahamas y Miami, así como la flota
naviera y grandes depósitos en efectivo. 

Estos activos se omitieron en el acuerdo de 1993 que dio a la
segunda esposa de Noboa el control de las compañías
ecuatoriana de su esposo. Se cree que estas propiedades
tampoco están incluidas en el testamento. En Guayaquil,
Alvaro Noboa ha presentado una enorme cantidad de acciones
legales, con lo que ha retrasado más de un año y medio la
lectura pública del testamento".

Agrega que "en este momento la segunda esposa de Noboa
mantiene el control sobre gran parte del imperio. También
cuenta entre sus aliados a dos hijos del primer matrimonio a
dos hijas del primer matrimonio de Luis Noboa. De hecho,
Isidro Romero, el hijastro político, es el presidente de la
Corporación Noboa"

Quito. 2 nov 97. Luis Noboa Pontón, hijo mayor del fallecido
Luis Noboa Naranjo, fue designado administrador común de la
totalidad de los bienes de la herencia que se disputa entre
los seis hermanos Noboa Pontón y que se estima en dos mil
millones de dólares.

La providencia fue tomada la tarde del viernes por la jueza
séptima de lo civil del Guayas, Mercedes Basilio Mariscal, y
contraviene los acuerdos a los que llegó la familia, en abril
de este año, que entregaba el control accionario a Alvaro
Noboa Pontón.

La providencia de la jueza, que es susceptible de apelación,
otorga a Luis Noboa Pontón el control de las acciones hasta
que se abra el testamento y se reparta la herencia. 

Sin embargo, el propio Luis Noboa, quien no firmó los acuerdos
de abril, ha impugnado judicialmente el auto de apertura del
testamento de su padre.

LUKIS NOBOA CONTROLA EL IMPERIO

El nombramiento de Luis Adolfo Noboa Pontón como Administrador
General de todos los bienes de su padre, Luis Noboa Naranjo,
se efectuó el viernes pasado después de una acalorada junta de
herederos, que duró seis horas, y que se realizó en el
despacho de la jueza séptima de lo civil, Mercedes Basilio
Mariscal, quien finalmente tomó la resolución.

Según la ley, la designación debe ser hecha por las dos
terceras partes de los herederos, y el juez puede intervenir
solo cuando estos no se ponen de acuerdo. 

Sin embargo, el abogado de Luis Noboa, Viterbo Cevallos,
argumentó que Andrés Crespo, procurador judicial de Alvaro
Noboa y su hermana Leonor, no estaba facultado para votar en
la junta, por no facultarlo expresamente el poder que se le
había otorgado. La jueza aceptó el alegato y al existir
solamente tres votos a favor de Alvaro (cuando se necesitaban
cuatro) optó por otorgar la administración a Luis.

"La designación puede ser apelada por ilegal", opinó Eduardo
Carmigniani, profesor de derecho privado de la Universidad
Católica de Guayaquil. "Dicha designación solo puede hacerse
cuando las dos terceras partes los herederos que asisten a la
junta no se ponen de acuerdo. Además, si los herederos
disconformes consideran que el administrador designado no es
persona de responsabilidad, como exige la ley, pueden también
apelar. 

Finalmente, el nombramiento es provisional: solo dura hasta
que se realice la partición de la herencia", agregó
Carmigniani. Los abogados de los restantes hermanos Noboa
Pontón no quisieron hacer ningún pronunciamiento



Quito. 9 dic 96. Cuando a fines de la semana pasada, la
Superintendencia de Compañías resolvió la intervención de la
Bananera Noboa, la compañía exportadora más grande del país,
para muchos se trató de un paso más en la batalla, que ya dura
dos años, por la posesión de la mayor fortuna que se halla
creado en la historia del país. 

El imperio creado por Luis Noboa Naranjo fue valorado en julio
de este año por la revista Forbes en 1.200 millones de
dólares. Luis Noboa murió en la ciudad de Nueva York en abril
de 1994, pero su fabulosa herencia no ha podido repartirse
hasta el día de hoy y su posesión se está disputando en los
tribunales.

"En una esquina está su viuda, Mercedes Santistevan Arosemena,
una mujer elegante que divide su tiempo entre Guayaquil y
Nueva York y que controla la Corporación Noboa, incluyendo el
brazo crucial que es la exportadora bananera", escribió hace
poco el Wall Street Journal. 

"En la otra esquina está el segundo hijo del primer
matrimonio, Alvaro, el único de los hijos de Noboa interesado
en manejar el imperio", continuó el diario norteamericano. "En
el imperio hay tres reinos: el Grupo Alvaro Noboa, la
Corporación Noboa y el Grupo Noboa", dijo Alvaro a la revista
Vistazo poco después de aceptar la presidencia de la Junta
Monetaria. "Algún día yo seré emperador de los tres".

Aunque aún el testamento no ha podido leerse, se conoce que en
él, el viejo patriarca dispuso que su viuda controle la
empresa más importante, esto es la Bananera, que este año
venderá 72 millones de cajas por lo que recibirá
aproximadamente 400 millones de dólares. Relacionadas con esta
empresa existen catorce haciendas bananeras, dos empresas
cartoneras, una de plásticos, y cuatro empresas navieras con
18 buques modernos refrigerados. Al parecer a Alvaro le habría
tocado el manejo del más pequeño, pero muy importante grupo
industrial que gira básicamente alrededor de la Molinera.

Inmediatamente, Alvaro Noboa impugnó el testamento e inició
una serie de acciones legales tendientes a obtener el control
total de las empresas creadas por su padre. El año pasado,
Alvaro solicitó de un juez en Guayaquil que se declare la
inexistencia de sociedad conyugal entre su padre y la señora
Santistevan, causa que aún se tramita y que ha retrasado ya
por dos años la apertura del testamento, cuyo juicio se
tramita en otro juzgado de Guayaquil.

Aunque Alvaro Noboa sigue también acciones legales en
tribunales de Nueva York, diversos acontecimientos públicos
parecían señalar una tregua, que muchos interpretaron como un
acuerdo en la familia.

Obviamente, la política no ha estado ausente. El año pasado,
uno de los hombres fuertes de la señora Santistevan, Isidro
Romero Carbo (casado con Isabel Noboa Pontón) encabezó la
lista de diputados por Guayas por el Partido Social Cristiano.
Alvaro Noboa, en cambio, apostó por el PRE. Y ganó. Según los
analistas, las implicaciones de su actual enorme influencia en
el gobierno, en la batalla judicial por la herencia, van a
verse en el transcurso del tiempo.

TRIBUNALES

- Básicamente hay tres juicios que se tramitan en este momento
por la herencia de Luis Noboa Naranjo.

- En un de ellos, Alvaro Noboa Pontón solicita que el juez
declare que nunca existió sociedad conyugal entre su padre y
su segunda esposa, doña Mercedes Santistevan, por haberse
casado en una localidad de los Estados Unidos donde el
matrimonio de dos personas no produce esta especie de
sociedad.

- El juicio ha sido anulado recientemente por el Juez V de lo
Civil, en Guayaquil, alegándose que Alvaro no ha demandado a
todos los herederos sino solo a la viuda. La Segunda Sala de
la Corte Superior ha revocado dicha nulidad. La señora
Santistevan a su vez apeló de dicha revocatoria y la sentencia
está detenida.

- El juicio por la apertura del testamento está también
paralizado por una disputa de competencia entre dos jueces
civiles de Guayaquil. Extrañamente el conflicto no es por
tratar el tema, sino por no tratarlo. La señora Santistevan ha
recusado a ambos jueces, pero nada se ha resuelto aún.

- Existe también un juicio de inventario de los bienes, en el
juzgado primero de lo civil de Guayaquil, pero que no ha
podido seguir porque está sujeto a la apertura del testamento



Quito. 7 abr 97. El control absoluto del imperio económico
que forjó el magnate ecuatoriano, Luis Noboa Naranjo, estê hoy
dividido en dos y en poder de sus seis hijos que en el plazo
de 60 días darán cumplimiento a la última voluntad de su
padre: la apertura del testamento. 
El litigio que los herederos del extinto empresario: Isabel,
María Elena, María Leonor, Diana, Luis y Alvaro Noboa
mantuvieron por tres años con la segunda esposa de su padre,
Mercedes Santiestevan, culminó de manera histórica el
miércoles último, cuando ésta aceptó transferirles el 52% de
las acciones que poseía en las empresas que integran la
Corporación Noboa. 

Nueva estructura

El cierre de la negociación y la reestructuración
administrativa de la Corporación Noboa, ha dado paso a la
creación de una nueva organización empresarial, que todavía no
ha definido su nombre y que liderarán Isabel Noboa e Isidro
Romero Carbo. 

El poderío económico del nuevo grupo supera anualmente los 400
millones de dólares en ventas, según Romero Carbo. 

Sobre la división de las empresas, la incursión de la familia
Noboa en nuevas actividades económicas y los entretelones de
la negociación, dialogamos con quien dirigirá el destino de
Ongaseosas, Ingenio Valdez, Banco de Crédito y Mobisol: Isidro
Romero Carbo. 

¿Cómo calificaría el fin a tres años de conflicto entre la
familia Noboa Pontón y la viuda de don Luis Noboa, Mercedes
Santiestevan, respecto a la repartición de la fortuna?

El arreglo fue histórico, además de sencillo y simple,
considerando que las negociaciones tomaron mucho tiempo, pero
culminaron con gran éxito y se enmarca en el concepto de la
tranquilidad de toda una familia. Todas las empresas que
pertenecen a Corporación Noboa cuentan hoy con una posición
muy clara y definida que da por terminado el litigio luego de
la muerte de Luis Noboa Naranjo. 

¿Cómo quedan las relaciones luego de este acuerdo con Mercedes
Santiestevan y con Alvaro Noboa?

Magnificas, creo que la familia se unió como corresponde y
definitivamente persiste la unidad familiar; lo que sí existió
fue la determinación de cuatro hermanos para el nacimiento de
un uevo grupo que lo comanda definitivamente Isabel Noboa de
Romero.

¿Cuál fue el monto que se pagó a la señora Santiestevan por la
compra del 52% de las acciones?

Lo desconozco completamente, porque estas negociaciones
finales fueron definidas por la familia, pero no creo que
tenga mucha importancia hablar de valores. Lo fundamental es
que se concluyó un litigio y la señora Mercedes viuda de Noboa
quedó satisfecha y los hijos también. 

Ese 52% de las acciones que poseía la señora Santiestevan ¿qué
empresas comprometería?

Todas las actividades de la Corporación. Luego de la
adquisición del 52% se emprendió la reestructuración
empresarial de la Corporación Noboa. 

El nuevo grupo empresarial ¿por qué empresas está integrado?

Junto a mi esposa administraremos el Ingenio Valdez que es uno
de los grandes imperios que existen en este paísñ la compañía
Ingaseosas, Mall del Sol que se convierte en una de las
principales moles y centros comerciales que tendrá el Ecuador,
y el Banco de Crédito, que es uno de los más sólidos y
antiguos. El nuevo grupo incursionará también en el negocio
camaronero y de exportación de flores. 

¿Por qué no forma parte del grupo que liderarán usted y su
esposa, la Exportadora Bananera Noboa de la que se dice es el
corazón de la Corporación por ser la empresa que más rentas
genera?

Porque así se dio esta división que fue aceptada por todos los
hermanos Noboa. Bananera seguirá siendo esa gran empresa del
Ecuador que lidera las exportaciones de banano. 
¿Estos dos grupos que se crearían no podría ser interpretado
como una división entre los hermanos Noboa?

No, en lo absoluto, todo lo contrario, se dio la libertad de
mantener el grupo agroexportador con el grupo bananero e
industrial que fue la primera alternativa y la otra, que
acogió Isabel Noboa, crear una nueva Corporación de manera
independiente. Ambos grupos son muy importantes y tendrán
gran incidencia en el desarrollo futuro del país. 

Las partes han desistido de emprender acciones legales para
dar paso a la apertura del testamento, ¿esto no involucraría
en el futuro que se dé una nueva reestructuración empresarial
u otro litigio?

No, no. La apertura del testamento es una realidad y habrá que
ponerlo en práctica.

Cuando se produjo la intervención de la Bananera el año
anterior, usted solicitó que se abriera el testamento, ¿fue
uno de los principales gestores para que la familia llegue a
este consenso?

Creo que sí, pero no solamente yo he estado proponiendo esto
sino otros miembros de la familia. 
Hoy, todos tienen el mismo criterio y concepto de darse la
apertura del testamento y cumplir con el deseo de una gran
hombre como fue Luis Noboa. 

¿En qué tiempo estima que se dará la apertura del testamento?
Calculo que será entre 30 o 60 días, porque la ley es un poco
lenta pero existe el consenso de que se abra el testamento.

¿Don Alvaro Noboa también está de acuerdo, puesto que se decía
que como era el menos beneficiado no quería que se lo leyera?
No creo que hayan hoy buenos o malos beneficiados ya que todos
están felices y contentos.

¿Fue el Presidente del Congreso, Heinz Moeller, su asesor
jurídico en el caso Noboa?
El es un amigo y mi asesor de siempre, pero nunca ha estado
vinculado a los aspectos legales del litigio.

Pero definitivamente si no hubiese sido por la mediación de
León Febres Cordero no se hubiera llegado al cierre de
negociaciones.

Así es y por eso le agradecemos públicamente, pues ha sido un
factor importante para llevar adelante esta negociación y
pienso que todos los que estuvieron involucrados en el hecho
han dado un aporte muy importante para el desarrollo del país.

La división

¿Las empresas que usted liderará junto a su esposa, cómo serán
conocidas?
Es un grupo más que aún no lo hemos denominado, pero lo
haremos en los próximos días y se conservará el nombre de las
empresas fundadas por Luis Noboa Naranjo.

¿Quienes acompañarán a Isidro Romero e Isabel Noboa en la
administración de la nueva organización?
La gente que nos rodeará son personas de gran confianza, tal
es el caso de Richard Watt, Director de Operaciones del área
industrial; Ricardo Rivadeneira, director del área financiera
y del Banco de Crédito; José Enrique Ribas, Director del área
inmobiliaria y Gerente General de Mal del Sol; Fernando
Proaño, Director de Mercadeo; Gustavo Uscocovich, Director de
Comercio Exterior, Ramón Villegas, Contralor; William Vasco,
Gerente General del Ingenio Valdez, y Thomas Kane, Gerente
General del Banco de Crédito.

¿Cuál será la estrategia para fortalecer el crecimiento de
estas empresas?
Como parte de esa estrategia de crecimiento, la nueva
organización empresarial incursionará en la actividad
exportadora con mucho énfasis a la actividad de exportación
del camarón y de las flores.

Sobre la incursión en el área camaronera ¿cómo observa este
negocio que es de carácter cíclico en sus precios?
Bueno, no solo este negocio tiene esta característica sino el
negocio del banano así como del café, todo depende del aspecto
de la demanda y la oferta de cada país.

Cuál es el proyecto en si que poseen en torno a la exportación
de flores?
Nosotros vamos a inaugurar una hacienda en Cayambe
próximamente.

¿Cómo se llamará la empresa a cargo de este negocio y a cuánto
asciende la inversión?
La empresa estamos formándola y creo que en 60 días estará
lista. En cuanto a la inversión bordea los 20 millones de
dólares. Nuestro principal mercado será Estados Unidos y
Europa.

Ingaseosa, la mimada

¿Nuevas alianzas empresariales internacionales?
Por supuesto. Una de ellas es Coca Cola, pues hace 60 días
inauguramos la planta más moderna de América Latina y es la
primera megaplanta embotelladora de América. Esto es una
muestra clara de haber llevado adelante un programa de
inversión y de tecnología.

Se corrieron muchos rumores de que la empresa Coca Cola no
estuvo pasando en los últimos tiempos por una buena situación
financiera.

Nosotros somos líderes absolutos en el mercado de nuestra
franquicia y somos tecnológicamente la empresa más avanzada,
además de ser los niños mimados de Coca Cola Internacional.

¿Cuánto factura anualmente esa empresa mimada?
Coca Cola debe estar facturando anualmente 60 millones de
dólares.
¿Usted tiene idea de cuantas fuentes de trabajo generan las
empresas que dirigirá?
Le digo que solamente en el Ingenio Valdéz existen 7.000
trabajadores que, multiplicados por 5 son más de 35 mil
familias que viven en esta actividad.
Estimo que en la nueva corporación habrá más de 50 mil
familias beneficiadas económicamente.

Usted manejará el negocio de bienes raíces a través de
Mobilsol que construirá un proyecto de 80 millones de dólares
como es Mall del Sol.
Así es. Cuando el Ecuador pasaba los peores momentos de su
historia económica, política y social, luego de la guerra con
Perú, Corporación Noboa a fines de 1995 tenía la posibilidad
de llevar adelante este proyecto que será inaugurado si Dios
quiere en octubre de 1997.
Este es uno de los grandes aportes de la empresa privada a
Guayaquil y que será considerada como uno de los moles más
grandes del Pacífico, donde se brindarán todos los servicios,
existirán más de 300 tiendas, el primer hipermercado del
Ecuador, la cadena Sukasa, Cinemark. Todo esto representa un
gran avance para el país.

En este proyecto participa la familia Wright, ¿cómo se hará el
reparto de las utilidades?
Las utilidades de este proyecto serán repartidas conforme el
porcentaje de inversión que la familia Noboa y Wright han
ejecutado, por ejemplo en el Megamaxi (hipermercado) los
Wright poseen la mayoría, es decir, 75% y nosotros el 25%,
mientras que en Mall del Sol es lo contrario.

¿El once de abril contraerá nupcias su hija Isabel con el
tenista Pablo Campana y en algunos medios de comunicación se
entretejía la posibilidad de que Campana sería el encargado de
administrar la fortuna legada por don Luis Noboa ¿es eso
cierto?

Siendo un hombre público me veo abocado a oir esto. Antes me
molestaba tanto que pedía que no me hicieran ese tipo de
preguntas, pero hoy no, creo que el casamiento de mi hija con
Pablo Campana es la culminación de un idilio de muchos meses
atrás.

Hemos conversado, y él mismo me dijo que tenía que terminar su
mundo tenístico, pues es un hombre de apenas 24 años y ha
llegado a momentos importantes en el campo tenístico.
Pablo va a dedicarse a estudiar y a trabajar y yo le he dado
ese apoyo e irá a trabajar a la nueva organización empresarial
de la familia Noboa.
En la empresa trabajarán también mi hijo Isidrito, Isabel
María y Melissa, vamos a trabajar todos.
¿Sus hijos participarán por iniciativa o por imposición
paterna?
Les he inculcado que el día que alguien quiera hacer algo
deberá ganárselo porque lo peor es decirle a un hijo que
espere una herencia, entonces tocará guitarra todos los días,
enterrará a su padre y a su madre, llorará y luego vivirá
feliz. Esto es algo que jamás les he inculcado a mis hijos.

¿En qué áreas colaborarán sus hijos?
Isidrito será el encargado de manejar en forma general todas
las actividades de la nueva organización, Isabel el área
financiera y Melissa la de mercadeo.

¿Cuál es el monto de su fortuna personal?
Yo soy millonario, pero el monto de mi fortuna no le interesa
a nadie, y a quien le interese que venga y se lo diré en
chiquito, aseguró en forma sonreída. (EL UNIVERSO)



Cuando al candidato presidencial Álvaro Noboa se le preguntó ayer sobre el reclamo de dos sobrinas por una herencia de familia, su reacción inmediata fue llamar a su otra sobrina Carla, a quien dijo querer como una hija.

Noboa estaba en el sector de La Chala, durante un recorrido proselitista. Carla acompañó en todo momento a su tío. Por eso cuando periodistas le preguntaron sobre el tema de la herencia, Noboa la llamó, la presentó y la besó en la mejilla con gesto paternal.

Carla es hija de María Leonor Noboa Pontón, quien falleció hace varios años. Otras dos hijas de ella, Cassandra y Natassia, hicieron público un reclamo de herencia por $ 150 millones y el 25% de las acciones que eran de su madre en la empresa Fruit Shippers.

Ya el jueves pasado Carla Noboa apareció en público para decir que eran sus medio hermanas y que estaba en total desacuerdo con las declaraciones del abogado de ellas, por considerar que de “una manera mal intencionada y maliciosa quiere perjudicar la campaña” de su tío.

Y es evidente la molestia que siente Álvaro Noboa. Ante la insistencia de los medios



Álvaro Noboa brillante para los negocios, tan bueno el hombre que quedo como único heredero de  la gran fortuna que dejo su padre Luís Noboa.
Quien organizaría el  robo espectacular que realizaron hombres enmascarados en las oficinas donde se encontraba guardado el testamento de los Noboa en  New York.??
Álvaro Noboa, multimillonario,  tiene todo lo que el dinero puede comprar, bueno, casi todo solo le falta la banda presidencial, se lanzo a la candidatura cuando se dio cuenta que era mas barato participar en las elecciones que pagar los impuestos.
Con su contextura de Pitufo Gloton,  con traje y corbata, y con La Santa Biblia en la mano se presenta ante nuestro país como el Mesías que nos salvara de los comunistas y de la pobreza.
Dice que el no robara al país porque el tiene mucho dinero, y eso lo diferencia de los otros candidatos que se comprometen en periodo de elecciones y les toca pagar con favores cuando llegan a la presidencia.
Que dirían sus empleados de las bananeras que son los peor pagados de todas las empresas que operan en esa área en el Ecuador??. Este Mesías no necesita ser presidente para ayudar al Ecuador, talvez podría empezar haciendo justicia en sus 110 empresas a nivel mundial y así predicar con el ejemplo.


ALVARO FERNANDO NOBOA PONTÓN
(Guayaquil21 de noviembre de 1950) es un empresario ecuatoriano. Noboa, el hombre más rico del Ecuador, ha estado frecuentemente vinculado con la política, y consecuentemente ha sido candidato para la presidencia de la República en 1998,2002 y 2006. En 1997, después de una larga batalla legal contra sus hermanos, asumió el control del Grupo Noboa. Las disputas fueron investigadas por la muerte de su padre, el magnate bananero Luis Noboa Naranjo, en 1993.[1]
Adicionalmente, es fundador de la “Cruzada Nueva Humanidad”, Fundación de Acción Mancomunada del Pueblo, que con fondos propios y de sus empresas desarrolla desde hace 26 años labor social en educación, salud, empleo, ayuda a grupos vulnerables etc. [2] La labor de su fundación ha inspirado en ocasiones críticas, como la del ex presidente Rodrigo Borja, quien dijo que "Álvaro Noboa no da ideas; da regalos."[3]
Noboa es conocido por oponerse a las campañas a favor de los derechos de los trabajadores dentro de sus propias compañías, y varios trabajadores del Grupo Noboa han sido ilegalmente despedidos por formar parte de sindicatos.[4] [5] En un incidente ocurrido en el año 2002, trabajadores en huelga en una subsidiaria de Noboa fueron atacados, y, según un reporte de Human Rights Watch, varios fueron abaleados por asaltantes organizados.[6] [7] El Grupo Noboa también fue criticado por Human Rights Watch a través de una investigación sobre prácticas deexplotación infantil en la industria bananera. [8] Noboa es el líder del Partido Renovador Institucional de Acción Nacional (PRIAN), un partido populista que él mismo fundó tras separarse del también populista Partido Roldosista Ecuatoriano(PRE). Fue canditado presidencial por el PRE en 1998 y por el PRIAN en los años 2002 y 2006, perdiendo las elecciones en cada ocasión tras llegar a la segunda vuelta, en 1998 frente a Jamil Mahuad, en 2002 frente a Lucio Gutiérrez y en 2006 frente aRafael Correa.
Realizó sus estudios primarios en el Colegio La Salle de Guayaquil y secundarios en el colegio Le Rosey de Suiza. Se graduó de abogado en la Universidad de Guayaquil, realizando además estudios superiores de administración en la American Management Association de New York. Habla tres idiomas: españolinglés y francés.
Conocido popularmente como "Alvarito", maneja la mayor parte del legado de Luis Noboa Naranjo, conocido hombre de empresa que creó un imperio transnacional con la comercialización del banano, uno de los principales productos de exportación de Ecuador. En torno a su vida económica, se dice que su padre no lo incluyó en sutestamento, y para contraarrestar esta desición, Álvaro planteó un interdicto, con lo cual inició un juicio tras el cual terminó con la mayor parte de la fortuna en herencia.[9]
Se calcula su fortuna personal en cerca de USD 1.000 millones de dólares, la cual es manejada actualmente tanto por sus negocios personales de más de cien empresas y los derechos accionarios adquiridos en 1997 a la viuda de su padre, Doña Mercedes Santistevan Arosemena de Noboa por los negocios bananeros, de transporte marítimo y de bienes raíces.
La herencia del padre de Álvaro Noboa, Luis Noboa, fundador de la empresa bananera, se vio envuelta en una serie de juicios hereditarios.
Según la revista Forbes,[10] los herederos de Luis Noboa gastaron 20 millones de dólares en los gastos del litigio, que culminó en una sentencia de una corte británica. Según la revista Forbes:
En noviembre de 2002 un juez londinense dictaminó que Álvaro era el propietario legítimo de una participación del 50,1% de las acciones de Fruit Shippers Ltd., empresa holding del negocio familiar. Hemos estimado que el valor de la participación es de 300 millones de dólares. Álvaro, que ha aparecido en anteriores ocasiones en nuestra lista de billonarios, asegura que sus activos valen al menos 1.000 millones. Álvaro dijo que "fue una victoria total".
De la sentencia del tribunal:[11]
El negocio principal [de Luis Noboa] era la exportación de bananas. Pero para el momento de su muerte sus intereses abarcaan también el café, el refinado de azúcar, fabricación de harina, transporte marítimo, banca, seguros y bebidas refrescantes. La principal compañía ecuatoriana comercializadora de bananas era Exportadora [sic.] Bananera Noboa S.A. (EBN). La compañía holding de todas ellas y que era propietaria de la mayor parte de los negocios ultramarinos era [Fruit Shippers Ltd.] una compañía domiciliada en Bahamas.

El tribunal describió a Álvaro Noboa como "un testigo impresionante y atractivo" que "daba su testimonio de manera directa." Era descrito como "inteligente, directo, duro, con carácter y personalidad dominante." Es más, en palabras del tribunal: "Álvaro no creía que sus hermanas fueran capaces de dirigir un negocio y no es discutible el hecho de que él

En el 2002 The New York Times hizo un reportaje sobre las condiciones laborales en las plantaciones de banano de Álvaro Noboa en Ecuador. El artículo específicamente mencionó a la plantación de 12 100 000 m² conocida como "Los Álamos" que empleaba cerca de 1 300 personas. [12] Los trabajadores de Los Álamos se sindicalizaron en marzo de 2002, y la compañía de Noboa respondió a esta acción abriendo fuego contra más de 120 de ellos. El artículo decía: "Cuando los trabajadores ocuparon parte de la hacienda, guardias armados con escopetas, algunos usando capuchas, llegaron a las 2 a.m. del 16 de mayo, según los trabajadores, y abrieron fuego sobre algunos quienes se habían rehusado a moverse de la puerta de entrada, hiriendo a dos".
Además, varios trabajadores mencionaron la existencia de niños trabajadores en Los Álamos. El artículo citaba a un trabajador de 10 años de edad, Esteban Menéndez, quien declaró: "Vengo aquí después de la escuela y trabajo todo el día". El trabajo del niño consistía en atar cordones rociados con insecticida entre las plantas de banano.
En abril de 2002 Human Rights Watch emitió un reporte[13] que "encontró que niños ecuatorianos, tan jóvenes como de ocho años, trabajan en plantaciones de banano en condiciones precarias, mientras los trabajadores adultos temen ser despedidos si tratan de ejercer su derecho a organizarse". Chiquita, Del Monte, Dole, La Favorita y la compañía de Noboa fueron acusadas de ser provistas por plantaciones que empleaban niños como trabajadores.
La compañía exportadora de Noboa, Exportadora Bananera Noboa, tuvo ventas de 220 millones de dólares en el 2004 y de 219 millones en el 2005 [14]En 2005 una investigación[15] descubrió 99 compañías en el Ecuador registradas en el Ministerio de Trabajo, pero sin existencia física.
Las compañías, con nombres como Dalioca, Domintini, Abacus y Carani, estaban registradas como tercerizadoras, al servicio de otras empresas más grandes contratando personal para las mismas. El mismo número telefónico se encontró en los archivos de todas las compañías y, una vez marcado, conectaba a una grabación que señalaba que se han comunicado con Corporación Noboa. Después, cuando a la telefonista que recibía la llamada se le preguntaba por dichas empresas, ésta negaba su existencia.
También se descubrió que las compañías instrumentales tenían una dirección que correspondía a un galpón abandonado en la ciudad de Guayaquil. En el archivo de una compañía, Empacadora Tropical, constaba la dirección del galpón como la de la Corporación Noboa. Los accionistas de la compañía eran Fruit Shippers y New York Commodities, compañías basadas en Canadá y las Bahamas respectivamente. Asimismo, éstas compañías eran utilizadas para evitar obligaciones laborales por parte del empleador. Victoria Oliveira, directora de comunicaciones del Grupo Noboa, declaró a un periódico que el Grupo Noboa no tenía conocimiento de estos vínculos.[16]
Evasión de impuestos [editar]
En marzo de 2005, el gobierno ecuatoriano clausuró una de las compañías de Noboa, Elaborados de Café, por no entregar la documentación requerida para verificar el cumplimiento de sus obligaciones tributarias.[17] Además, el gobierno determinó que otra compañía de Noboa, Frutería Jambelí Frujasa, debía casi 20 millones de dólares en impuestos, incluyendo cerca de 7 millones de dólares en intereses acumulados. La suma fue calculada como parte de una auditoría de las 114 firmas de Noboa. Un diario contactó la firma y se le informó que ya no existía. El número marcado era el de la Corporación Noboa.[18]
Otras empresas del Grupo Noboa también fueron notificadas de que debían impuestos, entre ellas: Industrial Molinera ($2.4 millones), Compañía Nacional de Plásticos, ($1.1 millones) y Manufacturas de Cartón, ($3.1 millones). Sylka Sanchez, miembro del PRIAN y del Congreso Nacional del Ecuador, llamó a las auditorías "chantaje" y agregó que la existencia de las deudas fue revelada luego de que Noboa se rehusó a formar una coalición legislativa con el entonces presidente Lucio Gutiérrez.[19]
El en ese entonces director del Servicio de Rentas Internas del Ecuador, Vicente Saavedra, negó que Noboa haya sido especialmente elegido para las auditorías, argumentando que éstas fueron hechas a un millón y medio de contribuyentes. "si a eso le llaman persecución, entonces se debería crear una ley para que los políticos no paguen impuestos al Fisco", declaró a un diario.[20]
En 1996, Álvaro Noboa fue nombrado presidente de la Junta Monetaria del Ecuador por el en ese entonces presidente de la República Abdalá Bucaram. Según un relato del último día de Bucaram en el cargo, Noboa fue la última persona en abandonar el palacio presidencial en Quito antes de que el mismo Bucaram lo abandonara media hora después la tarde del 7 de febrero de 1997.[21] Mientras gobernaba Bucaram usó sus poderes presidenciales para intervenir en la disputa entre Noboa y sus hermanos. Al principio de su gobierno, cuando Exportadora Bananera Noboa aun no se hallaba en manos de Álvaro, Bucaram ordenó al Superintendente de Compañías intervenir en la compañía aduciendo como pretexto la rebaja del precio de la caja de banano.[22] Luego, en enero de 1997, Bucaram amenazó a los hermanos de Noboa con la posibilidad de expropiar una buena parte de su propiedad.[23]
Durante su corto ejercicio de la presidencia de la Junta Monetaria del Ecuador (agosto de 1996 - febrero de 1997), Noboa era dueño de un pequeño banco, el Banco del Litoral, y colaboró como parte de un pequeño equipo económico que incluía aDomingo Cavallo, recordado por ser el impulsor de la Ley de Convertibilidad y que desempeñó el cargo de asesor especial extranjero de Bucaram; Roberto Goldbaum, cabeza de la Corporación Financiera Nacional y dueño del Banco Territorial, yRoberto Isaías, en ese entonces presidente del ahora desaparecido Filanbanco, y que ejerció el cargo de asesor económico.[24]
Noboa prometió detener el programa de privatización iniciado durante el gobierno deSixto Durán Ballén y reemplazarlo por una política de capitalización de empresas estatales, como el programa implementado por Gonzalo Sánchez de Lozada enBolivia.[25] No obstante, Noboa no desechó por completo la idea de privatizar algunas empresas estatales.[26]
El Estado planeó eliminar los subsidios al gas, excepto para los más pobres, y vender parte de EMETEL, la compañía telefónica nacional, así como también parte de otras empresas energéticas estatales. Noboa, quien enfrentó un déficit presupuestario, aseguró que el gobierno ecuatoriano podría haber obtenido cientos de millones de dólares persiguiendo a los evasores de impuestos y los morosos.[27]
En 1998 Noboa se candidatizó para la presidencia del Ecuador por primera vez. En la primera ronda de las elecciones, el 31 de mayo, obtuvo 1'022,026 votos, es decir el 26,61% de las urnas. Quedó detrás de Jamil Mahuad (1'341,089 votos, 34,92% de las urnas), y por esta razón se enfrentaron en una segunda vuelta el 12 de julio. Noboa perdió las elecciones por 102,519 votos; Mahuad ganó por 2' 243,000.[28]
Después de las elecciones Noboa aseguró que se cometió fraude. Acusó al presidente del Tribunal Supremo Electoral (TSE), Patricio Vivanco, de rehusarse a efectuar un reconteo voto a voto como él había requerido. También dijo que algunas actas fueron manipuladas con tinta correctora y que otras no mostraban votos en blanco.[29] Se volvió a candidatizar para la presidencia en el 2002, de nuevo alcanzando la segunda vuelta, aunque apenas recibió el 17% de los votos en la primera vuelta. El 24 de noviembre perdió la segunda vuelta frente a Lucio Gutiérrez(2'803,243 o 54,79% contra 2'312,854 o 45,21%).[30] Insistió por tercera vez en el 2006. Ganó la primera vuelta, el 15 de octubre, con un 26,83% de los votos, seguido por Rafael Correa, quien obtuvo el 22,84%. El 26 de noviembre se enfrentaron en una segunda vuelta, y Noboa perdió con el 43,21% de los votos validos frente al 56,79% de Rafael Correa.

Gasto electoral [editar]

Noboa recibió una multa de más de 2 millones de dólares por exceder los límites de gasto electoral en 2002. Había gastado cerca de 2,3 millones de dólares en su campaña, un 98% sobre el límite.[31] En el 2004 Noboa ofreció no pagar en efectivo sino por medio de Certificados de Depósitos Reprogramados, un instrumento financiero que pierde su valor nominal al ser negociado.[32] El Tribunal Supremo Electoral del Ecuador aceptó sus términos. El TSE fue primero dirigido por Nicanor Moscoso, miembro del partido de Noboa y ex tesorero suyo, y luego por Wilson Sanchez, co fundador del PRIAN y amigo personal de Noboa.[33]
Referencias
  1. http://www.forbes.com/billionaires/free_forbes/2003/0317/108.html
  2. http://www.prian.org.ec/Paginas/Titulos.php?Med=41
  3. http://www.latinamericanstudies.org/ecuador/presidency.htm
  4. http://www.usleap.org/Banana/Noboa%20Company%20Page.htm
  5. http://www.usleap.org/Banana/Noboa/NoboaBlockNegUpdate7-7-02.html
  6. http://hrw.org/english/docs/2002/05/22/ecuado3997.htm
  7. http://www.commondreams.org/headlines02/0616-04.htm
  8. http://hrw.org/english/docs/2002/04/25/ecuado3876.htm
  9. http://www.americaeconomica.com/numeros3/181/noticias/mrnoboaladrolu.htm
  10. Freedman, Michael. Slippery Situation, Forbes, 17 de marzo de 2003.
  11. De Molestina and others v Ponton and others. Queens Bench Division [2002] EWHC 2413.
  12. Forero, Juan. In Ecuador's Banana Fields, Child Labor Is Key to Profits, The New York Times, July 13, 2002.
  13. Ecuador: Widespread Labor Abuse on Banana Plantations, Human Rights Watch, April 25, 2002.
  14. Las 25 que más vendieron, Revista Vistazo No. 938, 14 de septiembre de 2006.
  15. Unas 360 tercerizadoras solo son empresas de papel en Guayaquil, El Comercio, 9 de diciembre de 2005.
  16. El camino de las tercerizadoras de papel lleva al Grupo Noboa, El Comercio, 12 de diciembre de 2005.
  17. Una firma de Alvaro Noboa fue cerrada, El Comercio, 19 de marzo de 2005.
  18. Jambelí debe 20 milllones a Rentas, El Comercio, 22 de marzo de 2005.
  19. Alvaro Noboa suma más deudas con el Servicio de Rentas Internas, El Comercio, 30 de marzo de 2005.
  20. El SRI aún no puede cobrar a A. Noboa, El Comercio, 25 de marzo de 2005.
  21. Cevallos, Marcia. Que Se Vaya, Capítulo 9. Quito: Diario Hoy
  22. Freire, Juan Francisco.Que Se Vaya, Capítulo 11. Quito: Diario Hoy
  23. Ponce, Xavier. Que Se Vaya, Capítulo 4. Quito: Diario Hoy
  24. Peagam, Norman. Crazy man in power, Euromoney, December 1996.
  25. Latin America Weekly Report, August 1, 1996.
  26. Latin America Weekly Report, August 8, 1996.
  27. Haq, Farhan. Bucaram Woos U.S Bankers After Populist Campaign, Inter Press Service, August 6, 1996.
  28. IFES Election Guide.
  29. Notimex, 15 de julio de 1998.
  30. IFES Election Guide.
  31. Big bucks fail to deliver votes, Latin America Weekly Report, October 29, 2002.
  32. Villaquiran dimite y la coactiva se fue al piso, El Comercio, 29 de enero de 2004.
  33. El clan Sánchez tiene gran influencia en el partido Noboa, El Comercio, 4 de abril de 2005.
Enlaces externos

1. ALVARO NOBOA; ANTES DE MORIR SU PADRE LUIS NOBOA NARANJO, LO DECLARO ENFERMO MENTAL,PARA ASI ADJUDICARSE CON TODA LA HERENCIA DE SU PADRE; QUE POSTERIORMENTE
MUERTO , NOBOA FALSIFICO TESTAMENTOS Y TITULOS DE PROPIEDAD CORRESPONDIENTES
A SUS HERMANOS, ENTRE ELLOS LUIS NOBOA PONTON, A QUIEN DECLARO ALCOHOLICO
LE DESPOJO DESPIADADAMENTE DE TODA SU HERENCIA,DEJANDOLO EN UN
ASILO PARA ENFERMOS, SIN UN SOLO CENTAVO. UNA PERSONA CON ESAS

ENTRAÑAS, TRAERA BIENESTAR AL ECUADOR??????
2. ALVARO NOBOA ES EL EMPRESARIO ECUATORIANO QUEMENOS IMPUESTOS PAGA EN EL
PAIS.., ESTO QUIERE DECIR., DE LAS 125 EMPRESAS QUE TIENE A SU CARGO EL
GRUPO NOBOA, APENAS DECLARO USD $ 600,000 DOLARES EL ULTIMO AÑO ( CIFRA

DEL 2005) , MAQUILLANDO LOS BALANCES FINALES, Y HACIENDO APARECER ANTE
EL SRI COMO QUE OBTUVO PERDIDA EN 100 DE LAS 125 EMPRESAS..
3. EL GRUPO NOBOA, ES EL PEOR ENTE GENERADOR DE EMPLEOS QUE EXISTE EN EL PAIS,
ALREDEDOR DE MAS DE 150.000 EMPLEADOS TRABAJAN PARA EL, DE LOS CUALES 120.000
SON TERCERIZADOS, ES DECIR LABORALMENTE NO PERTENECEN AL GRUPO NOBOA,
ESTO QUIERE DECIR, SI SE JUBILAN O SON DESPEDIDOS INTEMPESTIVAMENTE, NO
TIENEN DERECHOS DE LEY QUE LOS AMPARE COMO EMPLEADOS.

PARA MUESTRA UN BOTON, CIUDADANOS COMO JULIO
ESTUARDO ANCON VILLALTA, ORIUNDO DE DAULE PROVINCIA DEL GUAYAS, FUE ASESINADO
A SANGRE FRIA EN UNA DE LAS HACIENDAS POR ORDENES DE NOBOA, POR
ENCABEZAR UN GRUPO DE PROTESTANTES QUE EXIGIAN SE LES AFILIE AL IESS Y
SE LES PAGUE SUS DECIMOS TERCERO Y CUARTO SUELDOS POR 8 AÑOS QUE YA TRABAJABAN
ALLI.. CON TODO ESTO YO ME PREGUNTO…, SI NOBOA ES TAN BUENO COMO
PARECE, PORQUE SUS EMPLEADOS NO
TIENEN UN SEGURO SOCIAL, SALUD Y VIVIENDA DIGNA PROPIA ??????, PORQUE
NOBOA NO FUE CASTIGADO CON TODO EL RIGOR DE LA LEY POR ESTE ASESINATO?????
4. ALVARO
NOBOA OFRECE CONSTRUIR 300.000 VIVIENDAS AL AÑO, ES DECIR
822 VIVIENDAS POR DIA….. ¿¿¿¿¿¿¿¿¿¿¿ES
ESTO POSIBLE ECUATORIANOS?????????????, POR FAVOR¡¡¡!!!!!!, NO CREAMOS
EN CUENTOS DE HADAS. CONSULTAMOS
AL COLEGIO DE ARQUITECTOS DE PICHINCHA, JUNTO CON EL CUERPO DE INGENIEROS
DEL EJERCITO, QUIENES HICIERON UN ESTUDIO PROFESIONAL Y MANIFESTARON QUE
PARA CONSTRUIR UNA VIVIENDA, LA MAS MODESTA POSIBLE SE NECESITA COMO MINIMO
9 DIAS, YA QUE EL CONCRETO FRAGUA O SE SECA Y SE ENDURECE, ES DECIR POR
LO MENOS EN 72 HORAS, POR LO QUE ES IMPOSIBLE 822 CASAS POR DIA…..YA
QUE A ESTAS CASAS SE DEBE INSTALAR LA LUZ ELECTRICA, CONECTAR EL AGUA POTABLE
Y SU DEBIDA CONEXIÓN SANITARIA, QUE TARDA COMO 8 DIAS MAS EN TODO ESTO,
TOMANDO EN CUENTA UN RECURSO HUMANO DE 15 ALBAÑILES POR CADA CASA…,
ES ESTO POSIBLE???? NO!!!!; NO ES NADA Y NADA MENOS QUE DEMAGOGIA…,
ES DECIR YO TE OFREZCO, BUSCA QUIEN TE CUMPLA….!!!!!


5. EL CANDIDATO NOBOA, OFRECE ENTREGAR CREDITOS DE USD $ 1.000 PARA LA MICROEMPRESA,
LO CUAL ES BUENO….. PERO MIREN HASTA DONDE LLEGA LA INFAMIA DE ESTE SEÑOR,
AL DECIR QUE SOLO PAGAREMOS $10 DOLARES MENSUALES POR NUESTRO CREDITO,
ESTO QUIERE DECIR QUE EL CREDITO SE TERMINARA DE PAGAR EN 8 AÑOS Y MEDIO…..,
YO ME PREGUNTO, EN CASO DE QUE GANASE, SU PERIODO SERIA SOLO DE 4 AÑOS
COMO TODOS, AHORA EN CASO DE QUE NO CAYESE ANTES…, QUIEN CREEN USTEDES
QUE PAGARA EL RESTO DE ESTA DEUDA????? NOSOTROS EL PUEBLO!!!!!!!!, ESO
SIGNIFICARIA UN DEFICIT PARA EL ESTADO DE ALREDEDOR DE USD$ 100'000.000,
QUIENES TERMINAREMOS PAGANDOLO TODOS CON EL SUBSIDIO AL GAS, CON EL
PRECIO DE LA HARINA EN EL PAN QUE COMEMOS, EN EL BABANO QUE COME EL ECUADOR,
ETC….! ASI
FINANCIA SU DEMAGOCIA EL SEÑOR NOBOA….!!!!!

6. EL PEOR DE TODOS….. SIENDO ALVARO NOBOA DE RELIGION MORMON,
TIENE EL CINISMO Y EL ATREVIMIENTO DE BURLARSE DE LOS SIMBOLOS CATOLICOS???????,
HACIENDO CREER AL PUEBLO QUE ES JESUCRISTO, EL MESIAS??????...

CLARAMENTE LA BIBLIA LO DICE….
" Aparecerán falsos profetas, que tomaran mi nombre y el de
mi hijo en vano; este será el principio del fin de los días y significara
el resurgimiento del mal ". Apocalipsis, 3:43 Libro de Revelaciones.

ECUATORIANOS, HASTA CUANDO LE VAMOS A SEGUIR
CREYENDO A ESTE SEÑOR….HASTA CUANDO NUESTRAS CONSCIENCIAS VAN A SER COMPRADAS
COMO SI FUERA ARTICULOS DE VENTA…?? VAMOS A PERMITIR QUE NUESTRO HERMOSO
PAIS, SEA VENDIDO COMO UNA HACIENDA BANANERA…. Y ASI LE VAMOS A PREMIAR
CON EL TRIUNFO EN ESTA SEGUNDA VUELTA ELECTORAL??????

¡ NO !, POR FAVOR…..!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!

POR FAVOR ECUATORIANOS,………. SALVEMOS
LO QUE NOS QUEDA DE NUESTRO PAIS…. NO
PERMITAMOS QUE ALVARO NOBOA GANE HACIENDO
FRAUDE, COMO YA LO HIZO;COMPRANDO LAS CONCIENCIAS
DEL PUEBLO Y APROVECHANDOSE DE LA IGNORANCIA Y LA INGENUIDAD DE NUESTRA
GENTE POBRE.


YO SE QUE RAFAEL CORREA NO ES LA MEJOR OPCION,
DE ACUERDO…, PERO CON CORREA POR LO MENOS TENDREMOS DEMOCRACIA Y NUESTROS
DERECHOS Y NUESTRA VIDA SERAN RESPETADOS….


DE LA BOCA DEL MISMO NOBOA, LO DIJO ANTE
ANDRES CARRION EL DIA DOMINGO 15 DE LAS ELECCIONES PASADAS… "
Si me salen unos 500 tira piedras simpatizantes del Coronel Correa, yo
no dudare en meterlos presos y reprimirlos con fuerza "..SIMILARES
DECLARACIONES HIZO EL GRAL. AUGUSTO PINOCHET EN CHILE, EN LA DICTADURA
DE LOS AÑOS 70, Y LO CUMPLIO!!!!..., NO DEJEMOS QUE UN REMEDO DE FASCISTA
COMO NOBOA NOS GOBIERNE!!!!!!


UNAMONOS TODOS COMPATRIOTAS, CONTRA
EL MALIGNO, NO LE DEMOS GUSTO……
“Yo no confió en un hombre que es capaz de dudar de la capacidad y lucidez de su padre, solo por ganar poder, dinero y control” Carlos Vera.
Muchas personas diran “Ya basta de campaña sucia”. Esto no es campaña sucia. Se sabia que Luis Adolfo Noboa y Alvaro Noboa no tenian una relacion positiva. “El breve paso de Alvaro por las empresas acabó en un despido intempestivo.” Vistazo, Octubre 2006. Lo que ha hecho Carlos Vera es dar más detalles del origen por el cual Alvaro Noboa manifesto que el testamento firmado por su padre lo hizo bajo un deteriorado estado de salud mental y fisica, por tal razon no era valido. Noboa padre estaba con sus facultades mentales integras mas no como describio su hijo Alvarito. Si Alvaro Noboa le hizo esto a su padre, ¿ Qué podemos esperar de una persona que hace este tipo de acciones?. Vaya manera de respeto de Alvaro Noboa al señor que le dio toda esa vida llena de comodidades. Si esto no es suficiente. Acuerdensen que Alvaro Noboa  tiene una rivalidad con su padre aún despues de muerto.

Negado en último momento por su padre, Álvaro Noboa finalmente ganó el control del negocio del banano de la familia en Ecuador. El costo: hermanos resentidos y $20 millones en gastos legales.

Cuando Luis Noboa Naranjo murió en 1994 a la edad de 78 años, dejó una gran fortuna del negocio del plátano y una familia en discusión. Los herederos gastaron los siguientes nueve años además de $20 millones de dólares, en una batalla legal que atravesó tres continentes y dio lugar a cargos de fraude y de engaño. Es una de las peleas familiares más costosas de la historia. En el centro de esta exclusiva está el más joven de sus dos hijos, Álvaro Noboa, dos veces candidato presidencial de Ecuador. Su ambición para manejar el negocio de la familia, misteriosamente rechazado por su padre, ha sido el motivo de esta pelea.
Como Álvaro lo dice, quien ahora tiene 52 años, él tuvo una breve conversación con un padre antes de morir de cáncer. El me preguntó, ¿Qué deseas tú, hijo mío? Álvaro recordó esta conversación con su padre, años más adelante en la corte. Y le dijo, “el negocio del banano.” Pero Lucho, como lo conocía, dijo a su hijo que no, que él había prometido eso ya, a sus otros hijos. Álvaro se quedó en silencio y salió de la casa, pero Lucho preguntó otra vez: "Cuánto dinero?", "ambos sonreímos cuando dije, $250 millones," dijo Álvaro, "y luego le di un beso grande y ése fue el final de esto."

Lucho murió cinco meses después y el control de la compañía de plátano fue a manos de su segunda esposa, Mercedes. Tres de sus seis hijos recibieron $150 millones de dólares. Álvaro, quien vivía de la compra y venta de propiedades inmobiliarias, recibió una miseria y otros activos de apenas $7.5 millones de dólares.

¿Por qué Luis Noboa dispuso su testamento de esta manera? Alguna gente cercana de la familia ha dicho que Lucho quería siempre que Álvaro administre el negocio, pero pensó que era mejor forzar a su hijo a conseguir su fortuna en base al esfuerzo de su propio trabajo. Otros dicen que las ambiciones de Álvaro generó una tensión en la relación de los dos. O quizás Lucho sabía que Álvaro nunca podría manejar la compañía con su madrastra. Álvaro dice que tenía una relación maravillosa con su padre, pero se rehúsa a especular sobre la decisión de su padre. "El Señor me ha bendecido siempre, así que no tengo ninguna queja," dice, "y mi padre esta muerto para preguntarle."

En noviembre del 2002 un juez de Londres determinó que Álvaro era legítimo dueño del 50.1% de las acciones de “Fruit Shippers Ltd.”, compañía que sostenía el negocio familiar. Solo estas acciones se estiman en un valor de $300 millones de dólares. Álvaro, quien ahora conforma nuestra lista de multimillonarios, previamente demandó la posesión de todos los activos que valen por lo menos mil millones de dólares. "Fue una completa victoria," dice Álvaro. Excepto por ésa amargura que no se borra.
Mientras que las hermanas han abandonado la lucha legal, su abogado hizo alguna apelación (y, por lo que las demostraciones registran, infundadas) a las acusaciones en la corte de Londres: Álvaro sobornó al juez de Ecuador y las táctica de Álvaro aceleraron la muerte de su padre, así como la muerte de su cuarta hermana, Maria Leonor, el uso excesivo de drogas le pusieron en estado de coma por ocho años.

Lucho conoció la tragedia desde su corta edad. Tenía apenas 8 años cuando él y su madre embarazada miraron a su padre volver del trabajo a caballo. Al desmontar, se cayó y recibió un pisotón mortal del caballo, en su estómago. La familia sin un centavo se movió de la zona rural de Ecuador a la ciudad de Guayaquil. Cuando Lucho cumplió 11 años, dejó la escuela para trabajar alquilando revistas y vendía también trapos para pulir metal. Mientras hacía negocios, él conoció a Juan Marcos, hijo del hombre más rico de Ecuador. Lucho le pidió un trabajo. Al poco tiempo los dos entraron en el negocio del café y del plátano. Para 1955, a la edad de 39 años, Lucho hizo su primer millón, compró luego la parte de Marcos, y para el momento de su muerte, el negocio tenía más de $800 millones de dólares en activos.

El hijo de Lucho, Álvaro, era ya rico para entonces. Él vendía propiedades inmobiliarias mientras estudiaba en el colegio de abogados en la universidad de Guayaquil por las tardes. Se graduó en 1975, pero en vez de unirse a su padre, decidió hacer préstamos al banco, para comprar propiedades inmobiliarias. Álvaro quiso probar que él podría y era capaz de dirigir la compañía de su padre, así que inmediatamente después de la muerte de su padre, él procesó una serie de demandas en Nueva York (donde vivía Mercedes) y en Ecuador, disputando la validez de su voluntad. Álvaro argumentó que las leyes de Ecuador, que transfieren automáticamente los activos adquiridos durante la unión conyugal al esposo que sobrevive, no deben ser aplicables a la unión de su padre en su segundo matrimonio, porque este ocurrió en Nueva York.

Las estrategias de disputa seguidas por Mercedes y las hermanas de Álvaro, nunca dieron resultado positivo y las cosas se pusieron más feas. Por años, Álvaro con la ayuda de abogados y previamente autorizado por su difunta hermana, había tenido el control sobre los activos de propiedad de su hermana Maria Leonor. (Su hermano mayor tenía poca implicación con la compañía.) En 1994 sus otras hermanas Isabel y Maria Elena solicitaron sin éxito el control que tenían Álvaro y sus abogados, sobre los bienes de su fallecida hermana. Justamente horas antes de que la voluntad de su padre fuera leída en la ciudad de New York, tres colombianos armados se tomaron por asalto el consulado de Ecuador y se robaron toda la documentación del proceso judicial. Con poca evidencia, el abogado de las hermanas especuló en una corte de Londres que a Álvaro empleó a los sicarios colombianos para robar los documentos y así estos, no interferiría con sus estrategias para el control de la compañía. El abogado de Álvaro demostró que él no tuvo nada que ver con el asunto.

Mientras tanto el negocio del plátano, estaba descuidado. Todos alimentados en disputas y conflictos, generaron un efecto negativo sobre el negocio y esto llevó a Mercedes a amenazar con excluir a los hermanos para dirigir la compañía. En 1997 Mercedes vendió sus acciones a la misma compañía en $300 millones de dólares y su participación fue redistribuida entre Álvaro y sus hermanas. Álvaro se convirtió en el Presidente de la compañía, poseía acciones por el 25.1% y controlaba el otro 25% que estaba a nombre de su fallecida hermana Maria Leonor. Después de un año Álvaro estaba autorizado legalmente para comprar la parte de Maria Leonor y se hizo dueño mayoritario de los negocios de fruta.
Álvaro ahora tiene el control de la compañía. Pero él fue más lejos, forzando a Maria Elena a salir del esquema comercial administrativo y dando el control de la compañía a un grupo de ejecutivos de su confianza, mientras que él se lanzó como candidato para presidente de Ecuador en 1998. Perdió las elecciones y volvió a la compañía, pero las hermanas estaban furiosas. Demandaron ante un juzgado de Nueva York que Álvaro prometió que compartiría el control del negocio y que nunca adquiriría la parte o acciones de su difunta hermana Maria Leonor.

El caso fue trasladado a Londres por razones de jurisdicción, cuando Álvaro intentó en el 2002, otra vez la presidencia de Ecuador. Atestiguó por video contacto y negó haber hecho tal promesa a sus hermanas. El juez dijo que Álvaro usó la autorización legal que tenía dada por María Leonor en vida para administrar sus acciones, para comprar su parte del negocio, huvo "preguntas interesantes" sobre su papel como fiduciario bajo ley inglesa. Pero como no se presentó ninguna evidencia de que Álvaro había roto cualquier promesa a sus hermanas, se cerró el caso. El abogado de Álvaro, Howard Hawkins, de la consejería jurídica Cadwalader, dice que Álvaro pagó un precio justo por las acciones de hermana. Los miembros de la familia ahora dicen que desean seguir con sus vidas. "Esperamos que con el tiempo todo quede olvidado," dijo Isabel. Ella y Álvaro reconocen que no pueden ir más allá con este asunto. Álvaro perdió la elección por un margen chico, pero puede decir que al momento es el hombre más rico de su país. "Sé que hay muchas cosas extrañas en mi vida," dice Álvaro. ¿"pero qué puedo decir? Salgo siempre bien."

Dudosos procedimientos

Rastrear la vida de Noboa Pontón resulta interesante para conocer no solo las motivaciones personales del potentado, sino, sobre todo, el proyecto plutocrático que pretende implantar en el país. Con una fortuna que se acerca a los mil millones de dólares es el hombre más rico del país y se codea con los supermillonarios de América Latina como el mexicano Carlos Slim, el venezolano Gustavo Cisneros, el brasileño Roberto Marinho o el colombiano Julio Mario Santo Domingo.

Noboa Pontón no generó su fortuna sino que la heredó de su padre Luis Noboa Naranjo, quien llegó a poseer 1200 millones de dólares gracias al tutelaje y los subsidios del Estado (1) En la disputa de la jugosa herencia, Alvaro utilizó cuestionables procedimientos, llegando a pedir que se le declarara loco a su padre y querellándose con sus hermanos y su madrastra, Mercedes Santistevan. Noboa Naranjo, en su testamento, dejó el 48% de sus bienes a su segunda esposa, Mercedes Santistevan, el 48% a sus 6 hijos de su primera mujer y el 4 por ciento en un fideicomiso, que debía ser manejado por la viuda hasta su muerte y luego entregado a sus hijas Isabel y María Elena y a su nieto Luis, que estaba llamado a ser el administrador del imperio.

Alvarito – como le decía su padre- al enterarse del testamento “interpuso en Nueva York un recurso legal para anularlo, argumentando que su padre no estaba en pleno uso de sus facultades mentales y que fue inducido a firmarlo. Las cortes habrían ordenado un examen mental de Noboa y al comprobar su cordura desecharon la demanda. Alvaro negó en una entrevista este episodio y acusó a la señora Santistevan de difundirlo como rumor. En todo caso el testamento, quedó firmado en Nueva York, y a la muerte de Noboa debió abrirse en Ecuador. El sobre que lo contenía fue rasgado misteriosamente, y al llegar a Ecuador nunca se abrió oficialmente porque Alvaro lo impugnó y pidió su nulidad. El proceso de sucesión hubiese tardado algunos años de no mediar el ingreso de Alvaro a la política”, escribe la periodista Patricia Estupiñán. (2)

En efecto, Alvaro Noboa, al asumir la presidencia de la Junta Monetaria, en 1996, durante el gobierno de Abdala Bucaram, hizo una jugada maestra para apoderarse de la mayor parte de la fortuna de su padre. Aprovechando su cercanía con el poder y ayudado por Bucaram intervino judicialmente la empresa bananera representada por la viuda de su padre y posteriormente anunció la expropiación de una hacienda de alta plusvalía ubicada en Guayaquil que por generaciones había pertenecido a la familia Santistevan con el fin de convertirla en un parque público. La amenaza le dio los resultados que esperaba y su madrastra se vio obligada a vender las acciones de las 115 empresas a los herederos por un precio de 300 millones, que se la pagaría a un plazo de 10 años. La deuda habría sido cancelada por Alvaro en noviembre de 2001, según Estupiñán (3)

Luego continuó la pelea por la herencia con su hermano Luis y sus hermanas María Elena e Isabel en los tribunales de Londres, pero ese es un cuento de magnates largo de contar. Lo que importa es que ahora, Alvaro aparece como el dueño del Grupo Noboa compuesto por 114 empresas, entre las que están la Exportadora Bananera Noboa, la mayor exportadora de la fruta en el país y una de las más grandes del mundo, LAN Ecuador, Industrial Molinera, Molinos Poultier, Frutera Jambelí, el Banco del Litoral, la flota bananera, empresas de publicidad e inmobiliarias, entre otras. Alvaro Noboa tiene inversiones en Europa, Estados Unidos, Nueva Zelanda, Estados Unidos y Argentina. Parte de sus negocios se manejan desde oficinas ubicadas en paraísos financieros ubicadas en el Caribe. Según el mismo ha dicho, es propietario de 75 millones de metros cuadrados de tierra, lo que lo convierte en uno de los mayores terratenientes del país. A Alvaro no le gusta la competencia, controla casi toda la importación y procesamiento de la harina, la avena y el café.

A la compra de la Presidencia violando todas las leyes

Noboa tiene una idea de la política no sencilla sino simple. Para él, el país es como una empresa para el cual se requiere de un gerente, y el gerente, evidentemente es él. Un gerente que ordena y no pide opinión, un gerente que impone y no dialoga, un gerente para ser obedecido y no cuestionado. Es más, Noboa “es un hombre intuitivo, con gran sentido de la autoridad. El cree captar aquello que la gente necesita o quiere. Y como es una persona con mucho dinero, puede prometer, regalar cosas o crear la ilusión de que es un Mesías (…) El cree saber que es bueno para los otros porque los concibe como personas necesitadas, dependientes, como actores no pensantes. Desde el lugar que él ocupa, es el gran benefactor. A los otros los ve simplemente en una relación de dependencia y él se ve como aquel que los puede beneficiar, proveer aquello que necesitan. El no los piensa como ciudadanos porque eso implicaría romper la estructura vertical a la cual está habituado”, sostiene la sicóloga María del Rosario Mate (4)

Como capitalista, Noboa tiene la idea de que todo tiene precio y todo puede ser comprado. Desde que empezó sus andanzas en la política, allá por el año 1996, se ha propuesto –literalmente- comprarse la Presidencia de la República. ¿Cuántos millones ha invertido en sus tres campañas presidenciales? Solo él y sus contadores lo saben, pero se calcula que son más de 20. En la primera ocasión que se presentó como candidato a Presidente lo hizo bajo el membrete del Partido Roldosista Ecuatoriano, gastando 10 millones de dólares. Recurrió a la limosna como arma política: repartió alimentos y medicinas e invitó a llenar solicitudes de empleo y vivienda.

En la segunda incursión electoral (2002) Noboa formó su propio partido (el Partido Renovador Institucional Acción Nacional, PRIAN), que maneja como una de sus tantas empresas y le ha sido muy útil para sus propósitos. Noboa repartió 2 millones de camisetas, no concedió entrevistas a los periodistas, prefiriendo el uso de espacios publicitarios, que tienen un enorme costo. Hizo tabla raza de la ley electoral, superando en un 198% el gasto permitido, por lo cual fue multado en 5,7 millones de dólares, suma de la cual, sin embargo, solo pagó la mitad pues el Tribunal Supremo Electoral, presidido por un ex empleado de Noboa, Nicanor Moscoso, aceptó recibir al 100% los CDR (certificados de depósito), comprados a la mitad de su precio.

En esta última campaña electoral, las irregularidades continuaron y rebasaron a las dos anteriores. Desde el 18 de octubre de 2004 hasta el 30 de marzo del 2006, Noboa había gastado 3’548.447 dólares, cuando la ley señala un gasto electoral máximo de 2’748.270 para la primera vuelta, según datos del Tribunal Supremo Electoral. En caso de que un candidato supere esta cifra, el TSE tiene la obligación de inmovilizar la cuenta del candidato. El muy cuestionado TSE, presidido por el socialcristiano Xavier Cazar, no lo hizo y, por el contrario, autorizó al multimillonario seguir gastando a manos llenas aduciendo que había entrado en vigencia una reforma a la ley de control del gasto electoral el 31 de marzo de 2006 y que ésta no tenía efecto retroactivo. De esta manera, se consumó un escándalo más grave que un fraude pues fue esta complicidad de las autoridades electorales con Noboa, lo que le posibilitó al multimillonario comprar los votos mediante el reparto de dinero, sillas de ruedas, alimentos, medicinas y camisetas y un despliegue propagandístico formidable, obteniendo la primera votación en la primera vuelta, imponiéndose al economista de tendencia nacionalista Rafael Correa, quien un día antes de las elecciones del 15 de octubre encabezaba las preferencias electorales. Con esta medida, los vocales del TSE que fallaron a favor de Noboa sentaron un nefasto precedente al colocar a los candidatos en una carrera extremadamente desigual e inequitativa y al permitir que el poder de las chequeras se monte y se imponga, distorsionando las reglas del juego de la maltrecha democracia representativa.

A recuperar con creces lo invertido

Los ofrecimientos demagógicos de Noboa de construir 300.000 viviendas anuales, que varios técnicos han demostrado que es una tomadura de pelo, la oferta de dar microcréditos a un millón de ecuatorianos, además de las limosnas que reparte, han logrado seducir a sectores pobres de la población, muchos convencidos por la “generosidad” del supermillonario y por la idea de “como es rico no necesita robar”.

Lo que se desconoce es que Noboa financia la campaña no con el dinero de su bolsillo sino con el de todos los ecuatorianos. “Noboa subió hace un par de semanas el precio de la harina, de la cual tiene el monopolio, es de ahí que está sacando el dinero para su campaña, es decir de nosotros...”, dijo el 18 de octubre a Radio La Luna el economista, Eduardo Valencia, director del Instituto de Investigaciones de Economía de la Universidad Católica.

También se pasa por alto, el hecho de que Noboa se guía por el dicho popular de que el “que más tiene más quiere”, como ha quedado demostrado con la disputa de la herencia. Y ahora mismo, hace planes para recuperar con creces los millones invertidos en sus tres campañas. En esta línea debe entenderse la promesa de rebajar, si gana la Presidencia, el impuesto a la renta a un 10% a fin de “ofrecer un caramelo para que los inversionistas vengan al país a generar empleo”.

Esta medida es para beneficiarse el mismo, pues es conocido que Noboa es un mal pagador de impuestos. Según el diario El Comercio del 31 de octubre del 2006, casi todas las empresas de Noboa tienen problemas con el Sistema de Rentas Internas (SRI). “Por ejemplo, la Industrial Molinera presentó una impugnación el 22 de septiembre pasado y demandó al SRI por 1 822 208 dólares, ya que sus administradores sostienen que las declaraciones de los impuestos son correctas. Un informe del SRI afirma, en cambio, que la Molinera registró como utilidad gravable 409 213 dólares durante el 2001 y declaró cero para el pago del Impuesto a la Renta (IR) mientras que los técnicos del SRI contabilizaron como utilidad 7 862 010 y que debía pagar 1 822 208 dólares por IR”. (5) Noboa no solo no paga los impuestos en los montos que debería hacerlo acorde con la fortuna que tiene, sino que ha presionado por la salida de los funcionarios que quieren cobrarle, como sucedió con la directora del SRI, Elsa de Mena, quien debió renunciar por presiones suyas durante el gobierno de Lucio Gutiérrez. Ahora la pregunta es ¿Cómo actuaría el Sistema de Rentas Internas si Noboa Pontón llegara a la Presidencia?

Violación de los derechos laborales

Noboa se proclama como el enviado de Dios y dice amar a los pobres, pero le interesa los pobres no como ciudadanos ni como trabajadores sino como votantes. ¿Si tanto ama a los pobres, por qué no cumple las leyes laborales con sus empleados? ¿Por qué explota el trabajo infantil? ¿Por qué no emplea una pequeña parte de su fortuna para mejorar las espantosas condiciones en que viven sus trabajadores que han generado la riqueza de la que hoy disfruta?

Noboa es enemigo de los sindicatos, ha hecho todo lo posible para que los trabajadores de sus empresas no se organicen y reclamen los derechos que les otorga la ley. (6) Tampoco oculta su antipatía por los sindicatos. Durante una reunión con representantes del Congreso de Estados Unidos, el 31 de junio de 2002, dijo “No me gustan los sindicatos. Lucharé contra los sindicatos. Si el Gobierno de Estados Unidos nos obliga a tener sindicatos, acabaremos como en Colombia donde los sindicatos bananeros están ligados a las guerrillas”. Por eso, no resulta extraño que utilice empresas terciarizadoras para evadir y violar los derechos laborales, recurra al despido, la división e incluso a la violencia para reprimir las huelgas en sus empresas. Esto lo saben perfectamente los 1400 trabajadores de una de sus haciendas, Los Alamos, quienes en abril de 2002 formaron un sindicato para reclamar aumento de salarios y afiliación a la Seguridad Social. La reacción de la empresa fue inmediata, despidió inmediatamente a 124 y se negó a negociar. Entonces, los trabajadores iniciaron una huelga el 6 de mayo del mismo año. “Nueve días después, en la noche del 15 de mayo, 400 hombres enmascarados y armados con rifles llegaron a una de las plantaciones en huelga en camiones de la empresa Noboa. Invadieron las casas de los huelguistas y robaron pertenencias de muchos de los trabajadores. Jan Nimmo, una observadora escocesa de BananaLink (organización internacional que apoya a los trabajadores de la industria), describió las palabras de los huelguistas: "abrieron las puertas a culatazos, sacaron a los trabajadores de sus camas, arrastrándolos y golpeándolos. Los arrastraron semidesnudos ... los llevaron en camiones a la oficina de la radio donde fueron obligados a colocarse boca abajo con las manos en la espalda. Fueron insultados y golpeados y les decían que los matarían y sus cuerpos arrojados al río". Cuando los huelguistas quisieron resistir fueron baleados. A Mauro Romero, un trabajador de 26 años, le tuvieron que amputar una pierna como resultado de sus heridas. A la noche siguiente, estos hombres dispararon sobre los huelguistas otra vez, hiriendo a varios de ellos. Un fuerte contingente policial arribó al lugar recién al día siguiente, pero los huelguistas que vivían en las casas de la compañía ya habían sido desalojados y rompehuelgas ya habían sido contratados para reiniciar la producción”, escribe el periodista estadounidense David Bacon (7)

Como para ratificar que nada ha cambiado desde el 2002 hasta la fecha, el 17 de julio del 2006 la Exportadora Noboa procedió a despedir intempestivamente a 114 trabajadores pertenecientes al “Sindicato Libre de Trabajadores de Embarques de Frutas en los Buques de Alto Bordo y Anexos de Puerto Bolívar”, a quienes se les niega las indemnizaciones de ley. Al mismo tiempo, los abogados de Noboa han interpuesto recursos legales para desconocer a la directiva del sindicato, por lo que los trabajadores han elevado un reclamo en el Ministerio de Trabajo e incluso en la Organización Internacional del Trabajo.

Trabajo infantil

Con relación a la utilización del trabajo infantil, la organización de Estados Unidos Human Rights Watch (HRW) ha documentado las condiciones en que trabajan los niños de 8 a 14 años en las plantaciones bananeras. En el informe “La cosecha mal habida”, elaborado tras una visita de HRW realizada a las provincias de El Oro y El Guayas en mayo de 2001, se señala: “Human Rights Watch entrevistó a 45 niños que habían trabajado o estaban trabajando en aquel momento en plantaciones bananeras del Ecuador. De entre ellos, 41 habían comenzado a trabajar en el sector cuando tenían entre 8 y 13 años, la mayoría a la edad de 10 u 11 años. Los niños describieron jornadas laborales de doce horas y media y condiciones laborales peligrosas, nocivas para su bienestar físico y psicológico. También dijeron estar expuestos a pesticidas, usar herramientas afiladas, arrastrar pesadas cargas de bananos desde los campos hasta las empacadoras, carecer de agua potable e instalaciones sanitarias y sufrir acoso sexual”. La organización señala que los niños estaban expuestos a pesticidas venenosos, no se les dotaba de equipos de protección adecuados y que sufrían diversos trastornos a la salud como dolores de cabeza, fiebre, mareos, dolores de cabeza, nauseas, vómitos, fatiga y dolores de las articulaciones. (8)

Otro comentario merece la relación que mantienen las empresas exportadoras de banano de Noboa respecto a los productores independientes de la fruta, pues durante años les ha pagado un precio inferior al señalado por la ley (3,50 dólares por caja). Cuando autoridades del Ministerio de Agricultura –por cierto muy pocas- han querido hacer respetar el precio oficial, han sido amenazadas por los legisladores del partido de Noboa Pontón. Esto explica porque Noboa perdió las elecciones en la primera vuelta en las provincias bananeras de Los Ríos y El Oro.

La soberanía por la borda
Como si todo esto no fuera suficiente, el magnate ha echado mano a un viejo recurso que parecía superado con la caída del Muro de Berlín: un anticomunismo visceral y desfasado, que, sin embargo le sirve para confundir y despertar miedo en la población. En esta línea ha lanzado ataques contra Cuba y Venezuela y ha anunciado que romperá relaciones con estos dos países, echando por la borda la tradicional política del Ecuador de mantener relaciones con Estados de distinto signo ideológico y político. Pero Noboa va más allá y pretende poner de rodillas al país con respecto a Estados Unidos. Para ello, no solo continuará las negociaciones del TLC con este país –que ha sido ampliamente rechazado- sino que promete mantener la presencia militar estadounidense en la base de Manta, más allá incluso del año 2009 en que se cumple el plazo del convenio firmado por el ex presidente Jamil Mahuad. Con Noboa, el país no solo perdería dignidad y soberanía sino que éste se vería directamente involucrado en el Plan Colombia, como viene presionando, desde hace años, el eje Washington- Bogotá , y en el conflicto armado interno colombiano que no ha podido resolverse por las vías pacíficas desde hace más de 50 años.

En los últimos días, Noboa ha intensificado la ofensiva contra el candidato Rafael Correa a quien acusa de comunista, de estar relacionado con el coronel Hugo Chávez de Venezuela e incluso de estar financiado por las FARC de Colombia, sin presentar prueba alguna. También arremete contra los periodistas y los medios que han desenmascarado sus ofertas demagógicas y han sacado a luz pasajes relacionados con sus actuaciones. En particular el blanco de sus ataques han sido Radio La Luna de Quito y quienes participaron en la movilización ciudadana que determinó la caída del ex presidente Lucio Gutiérrez, en abril de 2005, a quienes amenaza con enjuiciar si gana la Presidencia.

Uno de los asesores de Noboa decía en televisión que Alvaro Noboa contagia con su ejemplo de rico empresario. Al respecto, el catedrático Santiago Ortiz señala: “Bonito ejemplo del empresario que roba a sus hermanos. Bonito ejemplo del que explota mano de obra infantil. Bonito ejemplo de candidato que se arrodilla en el cierre de campaña utilizando una imagen de una religiosidad humillante y milagrera. Bonito ejemplo del que utiliza los recursos perversos de la cultura política y aprovecha las necesidades más elementales de la gente. Por cierto no es mejor ejemplo el de su esposa Anabela, que hace un derroche de preocupación por los pobres, antes de salir a Nueva York a realizar las compras en los almacenes fashion. Pronto orgullosamente podremos decir al mundo que tenemos nuestro propio Somoza. Aunque no tiene la facha aristocrática de Trujillo, tiene cien empresas y se codea con la nobleza de los Kennedy. Banana Republic está de moda”. (9)

Este es Noboa de cuerpo entero. ¿Cómo hacerle frente? Para conjurar el gran peligro, señala el escritor Alejandro Moreano, “es hora de formar un amplio frente social y político para enfrentar el proyecto plutocrático”. En este camino, treinta y nueve organizaciones sociales y políticas han conformado el Acuerdo Democrático – Frente de Unidad Antiologárquico que exige “que las legítimas aspiraciones por educación, salud, vivienda, creación empleo y el pago de salarios dignos no sean usados como mentirosas promesas demagógicas de campaña, sino que se constituyan en el programa de un Gobierno nacional responsable, alternativo, popular, incluyente y soberano”. Claramente se ha pronunciado por respaldar y votar por el candidato Rafael Correa reconociendo que su programa recoge muchas de las aspiraciones de transformaciones como la no firma del TLC con Estados Unidos por ser lesivo a los intereses del país, la no renovación del convenio de la base de Manta, el no injerencia del Ecuador en el Plan Colombia y la convocatoria a una Asamblea Constituyente que “es el camino para establecer un nuevo pacto social y la demandada transformación del sistema político y del modelo económico en el marco de la democracia, la tolerancia y el respeto a las libertades civiles que garantice la transparencia en la actuación de la justicia, de los tribunales constitucionales, electorales y de los organismos de control” . (10)

Como no hay mal que por bien no venga, el peligro plutocrático está haciendo el milagro de la unidad.

Notas 
(1)   En su libro “Los Grupos financieros en el Ecuador” (CEDEP, 1992), Luis Fierro Carrión sostiene que la mayor parte de la costosa inversión que implicó la formación de la flota de barcos refrigerados del Grupo Noboa fueron financiadas por el Estado  durante el boom petrolero. Además, el Grupo Noboa se benefició con la venta subsidiada de combustibles a precios internos. Durante el gobierno de Febres Cordero (1984-1988) “el grupo accedió al poder político, beneficiándose de manera extraordinaria de las políticas de flotación puestas en vigencia por el régimen” (p.276).
(2)   Estupiñán Patricia,  Alvaro Noboa, El zar del banano con sueños de presidente”, en “Los dueños de América Latina”, Reyes Gerardo, Ediciones B (2003), Bogotá.
(3)   Ibid
(4)   Revista Vanguardia N° 56, 17 al 23 de octubre 2006, p. 40
(5)    Diario El Comercio, “El Grupo Noboa está en litigio con el Estado por los impuestos”, 31-10-2006.
(6)   El sector bananero del Ecuador tiene una de las tasas de sindicalización mas bajas de América Latina: solo 1650 de entre 120.000 y 148.000 trabajadores están organizados en sindicatos, lo que equivale a menos del 1%.
(7)    David Bacon , “Bananas con sangre”, La Insignia http://www.lainsignia.org/
      (8) “La cosecha mal habida” http://www.hrw.org/spanish/informes/2002/cosecha.html
       (9) Santiago Ortiz, “No  se quejen, siempre se puede estar peor”, 24-10-2006
    (10) Promueven Acuerdo Nacional para frenar proyecto oligárquico, ECUARUNARI et al., http://alainet.org/active/14244&lang=es

Reseña histórica de la familia Noboa Naranjo

Luis Noboa Naranjo, ambateño de origen humilde nacido en el año 1916, empezó a exportar banano, café, cacao, arroz y azúcar desde la década de los 30. En esa época, Luis Noboa Naranjo ya era parte de la oligarquía guayaquileña. En 1946, constituye la Exportadora Bananera Noboa (EBN), la cual empieza a exportar banano en forma independiente desde 1956, bajo los estímulos del Estado. Hacia 1960, la bananera Noboa registraba exportaciones de banano y arroz, y tenia un capital de un millón de sucres, lo cual le colocaba en el cuarto lugar entre las firmas exportadoras.

En 1964, EBN era la principal compañía bananera en el Ecuador y exportaba cerca de un tercio de la producción del país. Junto con la Cámara de Agricultura de Guayaquil, Luis Noboa se opuso a la reforma agraria, la cual acabó siendo muy débil en la Costa y en particular en lo que se refiere a las tierras de Noboa, ya que conservó miles de hectáreas.

La EBN influyó en el no ingreso del Ecuador en la UPEB (Unión de los Países Exportadores de Bananos), lo cual le dio más libertad y beneficios en perjuicio de los pequeños productores y trabajadores del sector bananero ecuatoriano. Además, debilitó la posición de la UPEB, lo cual tuvo un impacto negativo sobre los sueldos, los beneficios colaterales y las condiciones laborales de todos los trabajadores y productores de banano en el mundo.

Durante la crisis del banano (1960-1975), mientras en los países de la UPEB se impusieron impuestos a la exportación, en el Ecuador se los eliminaron por sugerencia de los exportadores, especialmente de la EBN. El Estado subsidió a la exportación bananera pues siguió financiando el mantenimiento y la expansión de la infraestructura vial y portuaria, así como otras actividades. Además, los exportadores reaccionaron a la caída de la rentabilidad impuesta por la crisis, transfiriendo sus efectos a los restantes grupos sociales. Ello fue posible debido a la debilidad organizativa y política de los productores, a la ausencia de un movimiento sindical entre los obreros agrícolas bananeros, y a la gran influencia sobre las políticas estatales que han demostrado tener los exportadores ? principalmente la mayor empresa nacional, o sea, Noboa.

El crecimiento de EBN se dio principalmente entre 1970 y 1977. EBN logró canalizar a su favor los recursos captados por el Estado Ecuatoriano a raíz del auge petrolero beneficiándose de múltiples formas, entre las que se destacan la obtención de combustibles a precios reducidos y el empleo de una flota naviera financiada por el Estado. De hecho, en 1966, se constituyó la Flota bananera Ecuatoriana, empresa mixta con importante participación del Estado, el cual se encargó de la mayor parte de la costosa inversión de capital. Durante los años 80, EBN arrendó la Flota Bananera Ecuatoriana en condiciones contractuales tales que la Flota ha declarado pérdidas en casi todos estos años hasta que finalmente liquidó en 1985.

Además, según L. Fierro Carrión (1992) , ?El grupo ha trasladado la dirección de la empresa y sus principales inversiones al exterior, a tal punto que la mayoría de la compañías que lo conforman aparecen formalmente como de propiedad de holdings radicados en los paraísos financieros del Caribe?. Y añade: ?Según algunos analistas, este mecanismo podría servir para subfacturar exportaciones y sobrefacturar importaciones, así como para evadir el pago de impuestos. Según las normas legales, el capital extranjero está sujeto a menores imposiciones que el nacional.?

En forma general, se puede decir que las decisiones internas en políticas bananera han sido siempre consultadas con el grupo Noboa; como la determinación de precios mínimos oficiales para los productores, de los precios FOB de referencia, la liquidación de divisas en el Banco Central, la cotización internacional del sucre, los impuestos a las importaciones, los controles de peso y calidad, etc..

Ha sido una constante, en el crecimiento del grupo Noboa Naranjo, influir las políticas estatales del país en su beneficio personal, pero en prejuicio de los más pequeños y hasta del mismo Estado. Se ha beneficiado igualmente de su vinculación con el sistema financiero privado del país, de la integración vertical de todo el sector (EBN controla también la producción de fertilizantes y agroquímicos, del cartón para las cajas, de los aviones para las fumigaciones, de las flotas de camiones y naviera bananera..), de sus relaciones diplomáticas en el exterior y, finalmente, del bajo precio que paga a los productores y de las malas condiciones de trabajo en sus plantaciones propias.

Pertenencias del grupo Noboa-Naranjo

Según L. Fierro Carrión , al grupo Noboa Naranjo le pertenece más de 100 empresas a nivel nacional que desarrollan sus actividades en diferentes áreas de la economía ecuatoriana, como el comercio, el transporte naviero y por carretera, la agricultura, la industria, los seguros, la banca y, además, promueve medios de comunicación colectiva.

Entre sus empresas más conocidas se destacan:
? Exportadora Bananera Noboa, primera exportadora de bananos del Ecuador con 4,4 millones de toneladas por año. Exporta también orito, banano rojo, plátano, piña, mango, melón, limón, yuca e jengibre
? Industria Cartonera Ecuatoriana (primer puesto en el Ecuador), Manufacturas de cartón y Papelera Nacional
? Ultramares Corporación: exportación de cacao y café en grano
? Industrial Molinera y Molinos Poultier (controla el mercado de la importación de trigo y producción de harina; también importa y procesa Avena Quacker)
? Ecuasal
? Fertilisantes del Pacífico S.A. (importadora y distribuidora de 17% del mercado de los agroquímicos)
? Línea Aérea Nacional
? Ecuatoriana de Colas y Ecuajugos (elabora jugos en asociación con la transnacional Nestlé)
? Soc. Agrícola e Industrial San Carlos: mayor ingenio azucarero del país
? Compañía de elaborados de cacao Colacao e industrias INDECSA (elaborados de cacao)
? Compañía de elaborados de café Colcafé
? Transmabo, Ecuadorian Line y Fluviasa: transporte marítimo de las exportaciones e importaciones
? Pisos ecuatorianos
? Industria de gaseosas (embotella Coca-Cola)

El imperio bananero Noboa

La fortuna bananera de Álvaro Noboa Pontón se eleva a mil millones de dólares . En 2000, la EBN obtuvo unos ingresos brutos de 164,4 millones de dólares .
La Exportadora Bananera Noboa es la cuarta compañía bananera en el mundo y es la primera exportadora del Ecuador desde 1970. Comercializa sus productos bajo diversos nombres, dependiendo de la calidad y del mercado de destino, de los cuales la principal marca es Bonita.

EBN es dueña de 10 haciendas productoras de banano, que suman un hectareaje de 7138 ha con cultivos de banano: Clementina (más de 4000 ha), La Julia (2500 ha), San Honorato, Martinica, Loma Larga, Angelo Maria, Mercedes, Los Alamos (más de 1200 ha), Bonita Bicoca y Montaño, que se encuentran en las provincias de Los Ríos, Guayas y El Oro.

Además, compra la producción de unos 600 ?productores afiliados?, lo que representa una superficie de 36.600 hectáreas. En ciertas ocasiones, compra también la producción de pequeños agricultores independientes. Se estima que entre el 70 y el 80% de los bananos exportados por Noboa no proceden de tierras de su propiedad, sino de proveedores .

Noboa posee también acciones ligadas con el sector bananero fuera del país y detiene parte de Chiquita Brands.

Noboa viola los derechos humanos

La hacienda Los Alamos, ubicada cerca de Naranjal en la provincia de Guayas, está dividida en 7 fincas que representan una superficie total de 1200 hectáreas y donde trabajan aproximadamente 1300 personas. Aunque en mayo del 2002, Álvaro Noboa, dueño de la hacienda, declaró a reporteros locales: ?amo a los trabajadores de Los Alamos?; en la práctica demuestra todo lo contrario.

Según reportaron Jan Nimmo, observadora escocés de Banana Link , presente en el lugar de los acontecimientos, así como la FENACLE y David Bacon para La Insigna , el 16 de mayo 2002 a las 2H00, aproximadamente 400 hombres armados y encapuchados irrumpieron en la hacienda Los Alamos, mientras los trabajadores estaban durmiendo. Atropellaron el portón con un camión, dieron unos portazos en las habitaciones de los trabajadores con la culata de sus rifles, halaron brutalmente unos trabajadores fuera de su cama y se llevaron entre 60 y 80 de ellos a la oficina de radio donde les pegaron con los rifles, les maltrataron y les insultaron. Les encerraron luego en un furgón y les dijeron que les iban a matar y botar al río. Por suerte, otros trabajadores alertaron a la policía y actuaron rápidamente pinchando las llantas del furgón con el fin de liberar a sus compañeros. Los asaltantes robaron y saquearon las pertenencias de los trabajadores, así como las joyas y dinero de las mujeres que se encontraban en la entrada de la hacienda. La policía llegó aproximadamente a las 8H00 en una patrulla con sólo 6 agentes.

Durante el ataque, varios trabajadores fueron heridos por balazos de las repetidoras que portaban los sicarios. A uno de ellos, Mauro Romero, de 33 años de edad y padre de un hijo de 4 años, se le tuvo que amputar la pierna derecha el mismo día.

Los hombres armados permanecieron en el sitio durante todo el día, en presencia de los policías, quienes afirmaron no poder hacer nada sin recibir órdenes. Dos de los hombres armados declararon a un sindicalista, presente en el lugar, que eran guardaespaldas personales de Álvaro Noboa.

A las 17H00, un grupo armado que se había identificado claramente (y siguiendo órdenes) como hombres de Noboa, ordenó a todos los huelguistas abandonar el predio a las 18H30, caso contrario se les desalojaría por la fuerza. A las 18H10, los hombres armados empezaron a disparar, hiriendo críticamente a un trabajador (Bernabé Menéndez, padre de familia de 44 años) y más levemente a varios otros, así como a un policía. Según informes, refuerzos de policía llegaron finalmente a las 20H00 y capturaron a 16 de los asaltantes.

El presidente de la FENACLE (Federación Nacional de Asociaciones de Campesinos e Indígenas Libres del Ecuador), Guillermo Touma, tuvo que firmar garantías personales para lograr que los trabajadores heridos fueran atendidos en los hospitales y las clínicas, ya que la mayoría de los trabajadores no estaban al día con el pago al seguro social (IESS), pues las empresas no pagan dichos aportes, aunque les descuentan mensualmente del salario de los trabajadores.

El Dr. Rafael Pino, abogado de Álvaro Noboa, atribuyó la violencia a los trabajadores y dijo que los guardias habían sido mandados para proteger la propiedad de los vándalos. ?En ningún momento hubo disparos desde nuestro lado?, dijo.

Por presión de COSTCO, una distribuidora de los bananos Bonita en los Estados-Unidos, a su vez presionada por un grupo de defensores de derechos laborales de Chicago, la Corporación Noboa prometió mejorar los servicios médicos, proveer máscaras, guantes y otro material y arreglar las quejas relativas a horas extras no pagadas. Pero un representante del Ministerio de Trabajo declaró que Noboa se rehúsa reconocer los sindicatos de trabajadores.

Frente a estos acontecimientos, Álvaro Noboa no quiso responder a ninguna entrevista, sus ayudantes tampoco contestaron a cartas o llamadas telefónicas. Y en una reunión que mantuvo el 31 de mayo del 2002 con representantes del Congreso de los Estados Unidos, calificó la violencia utilizada por sus guardias de seguridad personal como ?mínima?.

Noboa viola los derechos de los trabajadores

Se puede tomar el ejemplo de Los Alamos, mejor documentado, para ilustrar las difíciles condiciones laborales bajo las cuales se encuentran los trabajadores de la plantaciones de Noboa, así como la actitud de Álvaro Noboa frente a sus trabajadores.

Antecedentes del ataque de Los Alamos
Según informaron la FENACLE y Human Right Watch , los trabajadores de la hacienda Los Alamos, de la Corporación Noboa, se declararon en huelga el 25 de febrero 2002 con el fin de reclamar sus derechos a organizarse legalmente mediante un sindicato y poder negociar colectivamente. Al día siguiente, pidieron al Ministerio del Trabajo el registro del sindicato recién creado. Dos semanas más tarde, luego de haber presentado una larga lista de demandas, 120 trabajadores de los que pertenecían al sindicato fueron despedidos y otros 180 eventuales no fueron llamados a trabajar ?por falta de trabajo?. Aunque algunos de ellos pudieron reintegrar las plantaciones, los dirigentes sindicales permanecieron sin trabajo.

En un primer momento, la legalización del sindicato fue rechazado porque los trabajadores no estaban directamente empleados por la compañía dueña de las haciendas sino por tres subcontratistas. A finales de abril, el Ministerio del Trabajo reconoció finalmente la creación de tres sindicatos de trabajadores bananeros ligados a la hacienda Los Alamos. Se trata de los primeros sindicatos independientes de trabajadores bananeros registrados desde los años 70 en el Ecuador. Desde que se registraron estos sindicatos, la violencia, las intimidaciones y las amenazas aumentaron para impedir la organización laboral de los trabajadores. El 2 de mayo, tres activistas sindicalistas más fueron ilegalmente despedidos. El 6 de mayo, los aproximadamente 1300 trabajadores de Los Alamos empezaron una huelga, en parte en respuesta a los despidos anteriores y también para lograr mejorar sus condiciones laborales. Según la Ley Ecuatoriana, la policía debía estar presente para proteger a los huelguistas, lo que no fue el caso hasta que surge más violencia, durante los acontecimientos del 16 de mayo (ver parágrafo anterior).

Respuesta de Noboa al ataque de Los Alamos

Según reporta la FENACLE , frente a la gravedad de los acontecimientos, desde el 17 de mayo se organizaron reuniones con representantes del Ministerio del Trabajo, de la Corporación Noboa y de los trabajadores.
El Gobierno del Ecuador, conciente de la amenaza a las preferencias arancelarias causada por los problemas ocurridos en Los Alamos, así como por las violaciones de los derechos laborales en las plantaciones bananeras, conformó un ?Tribunal de reconciliación y arbitraje?, ente tripartito constituido por representantes de los trabajadores, de las empresas y del Gobierno, con el fin de resolver las disputas laborales. En el marco de estas reuniones, los representantes de Noboa dijeron no haber recibido ninguna orden sobre qué tipo de negociaciones podían aceptar y que, por tanto, no estaban preparados para tomar decisiones sin antes consultarlo a él. Eso contradice lo expresado por Noboa en una entrevista, a saber, al presentarse como candidato a la Presidencia de la Republica delegó la mayoría de las responsabilidades relativas a sus empresas a sus representantes.

A principio de junio, un mes y medio después de lo ocurrido en Los Alamos, la Corporación Noboa no sólo había impedido llegar a cualquier acuerdo con los sindicatos, sino que, en un esfuerzo para bloquear las negociaciones en el Tribunal, había empezado a conformar un Comité especial patronal para evitar que los trabajadores puedan reclamar sus derechos laborales por medio de su organización. Según los sindicalistas, este nuevo Comité fantasma de la compañía contaba con miembros que ni siquiera trabajaban en las plantaciones de Los Alamos. Además, se falsificaron firmas y se hicieron firmar papeles en blanco para lograrlo. Hasta ahora, no se ha resuelto el conflicto y los trabajadores siguen en huelga.

Las numerosas e ilegales trabas antepuestas por Noboa al proceso de organización de los trabajadores se entienden mejor en la luz de sus escasas declaraciones. De hecho, Noboa no esconde su antipatía por los sindicatos. En la reunión con representantes del Congreso de los Estados Unidos que tuvo el 31 de junio del 2002, hizo las dos declaraciones siguientes :
- ?I don?t like unions. I will fight unions? (?No me gustan los sindicatos. Lucharé contra los sindicatos?
- ?Si el Gobierno de los Estados Unidos nos obliga a tener sindicatos, acabaremos como en Colombia donde los sindicatos bananeros están ligados a las guerrillas? (lo que demuestra, además, la pobreza del conocimiento de Noboa en relación con el país vecino ya que en Colombia los sindicatos bananeros son atacados por la guerrilla por sus relaciones obvias con los paramilitares).

Noboa debería entender que la mano de obra explotada, maltratada y mal pagada no sirve para mejorar y aumentar la producción. Debería también entender que, aunque él y sus predecesores pudieron influir en la política nacional, existen leyes nacionales y convenios internacionales que no se pueden ignorar. Al hacerlo, se toma el riesgo de ser apartado del comercio internacional o de tener que aguantar represalias, lo que es más grave aún para el país cuando uno no ofrece alternativas de producción destinadas al consumo nacional.

Noboa viola los derechos de los niños

Human Right Watch (HRW), en su libro ?La cosecha mal habida? , considera que el trabajo infantil en las plantaciones bananeras del Ecuador es muy extendido. Las condiciones laborales bajo las cuales trabajan los menores de edad y las tareas que desempeñan hacen que su trabajo pueda considerarse, de acuerdo con la legislación internacional, entre las ?peores formas de trabajo infantil?. Niños entrevistados por HRW aseguraron haber trabajado en plantaciones que producen para Noboa (ahí se pegaban etiquetas de Bonita). Explicaron su exposición a sustancias químicas tóxicas ?manejaban plásticos tratados con insecticidas, trabajaban bajo fumigaciones aéreas y fumigaban con bombas pesticidas poscosecha en las empacadoras. También describieron el uso de herramientas afiladas, incluso cuchillos, curvos y machetes. Cuatro muchachos explicaron que ?jalaban garrucha? (acarreaban pesadas cargas de bananos desde los campos hasta las plantas empacadoras), y tres niñas preadolescentes describieron episodios de acoso sexual.

Los niños entrevistados en el estudio de HRW enumeraron una serie de efectos adversos después de haber estado expuestos a agroquímicos, como dolores de cabeza, fiebre, mareos, enrojecimiento de los ojos, dolores de estómago, nauseas, vómitos, temblores, picazones, irritación de las fosas nasales, fatiga y dolores de las articulaciones.

Estos tipos de trabajo violan los derechos de los niños a la salud, al desarrollo y a la educación conocidos en la legislación ecuatoriana y en los convenios internacionales.

Se ha comprobado que en Los Alamos también trabajan niños desde 8 años de edad. Es el caso, por ejemplo, de Esteban, de 11 años, entrevistado por el New York Times , que ha estado trabajando para Noboa desde dos años. El niño ha estado trabajando subiéndose a plantas de banano de 15 pies de alto para amarrarles con cuerdas cubiertas de insecticidas. A las familias que trabajan para Noboa, no les queda otra alternativa que mandar a trabajar sus hijos e hijas menores de edad, ya que el salario del padre no alcanza para la canasta familiar. Y mientras estos niños se intoxican con agroquímicos, se le bautizaba al hijo de Álvaro Noboa en la catedral St Patrick de New York, teniendo por padrino a Robert Kennedy Jr.


Consecuencias de los actos de Noboa sobre las exportaciones ecuatorianas

Aunque los ataques de Los Alamos no fueron debidamente difundidos en la prensa nacional, a nivel internacional llegaron a ser publicados hasta en los más importantes medios (The New York Times, The Washington Post, etc.), lo que atrajo una consiguiente desvalorización de la fruta ecuatoriana en el mercado externo. Existe a nivel internacional un campaña de presión que tiene por objetivo mejorar las condiciones de trabajo en las plantaciones bananeras del Ecuador, por el bienestar de los ecuatorianos y también para evitar que las malas condiciones laborales en nuestro país arrastren hacia abajo los estándares de los otros productores. La actuación de Noboa ocupa un espacio importante en esta campaña internacional: si sigue infringiendo las leyes nacionales y las convenciones internacionales y si no responde a los múltiples llamados a mejorar las condiciones laborales en sus plantaciones, los consumidores extranjeros bien podrían decidir no comprar más bananos ecuatorianos. La amenaza del Boicot no está lejos, lo cual sería altamente perjudicable para todo el país.

Por otra parte, del 30 de mayo al 1 de junio, una comisión de representantes del Congreso de los EEUU, junto con una delegación de US/LEAP, visitaron al Ecuador para investigar sobre el ataque de Los Alamos, así como sobre el respecto de los derechos laborales en las plantaciones de bananos. Las observaciones de esta comisión fueron también tomadas en cuenta para la no renovación de la norma ATPA (Andean Trade Preference Act) . Como es de conocimiento público, Ecuador no fue elegible por cuatro objeciones: una de ellas, las condiciones laborales en las plantaciones de banano. Si bien Noboa no es responsable de todas las violaciones de los derechos laborales que ocurren en las bananeras, sí lo es de las que suceden en las suyas. El atrajo la atención de los EEUU con lo que ocurrió en Los Alamos. Las consecuencias de esta mala fama, las tendremos que pagar todos los ecuatorianos.

---------------------------------------------------------------------------

C. Larrea Maldonado, 1987. ?Auge y crisis de la producción bananera (1948-1976)? In ?El banano en el Ecuador?, Corp. Editora Nacional, Biblioteca de ciencias sociales N°16, p37-66.
Ibid.
L. Fierro Carrión, 1992. ?Los grupos financieros en el Ecuador?, CEDEPA, 665p.
C. Larrea Maldonado, 1987. Op. Cit.
Ibid.
L. Fierro Carrión, 1992. Op. Cit.
BBC News, 4.10.2002
Human Right Watch, 2002. ?La cosecha mal habida?. 136p.
Ibid.
The New York Times, 13.07.2002
BananaLink, www.bananalink.org.uk, 17.05.2002
Hoja de hechos sobre Los Alamos, FENACLE, 2002.
David Bacon, ?Bananos con sangre?, La Insigna, 26.06.2002
FENACLE, 2002. Op. Cit.
The New York Times, 13.07.02
Ibid.
FENACLE, 2002. Op Cit.
Human Right Watch in US/LEAP, www.usleap.org, 21.05.2002
Human Right Watch, www.hrw.org 22.05.2002
FENACLE, 2002. Op Cit.
FENACLE, comunicación personal, 12.11.2002.
US/LEAP, , www.usleap.org, 7.07.2002
Human Right Watch, 2002. Op Cit.
Los niños arrastraban cargas de aproximadamente 20 racimos, entre cincuenta y cien libras cada uno, 5 a 6 veces al día, a lo largo de más de una milla. (HRW)
The New York Times, 13.07.2002.
Ibid.
US/LEAP, , www.usleap.org, 16.09.2002

Los pobres no deben votar por un explotador
?Aquí se maltrata al trabajador, lo acosan?, ?las condiciones de trabajo son muy duras, a veces uno tiene que trabajar hasta los domingos y si no lo trabaja, le ponen una multa?, ?mi salario es de 32 y 33 dólares, trabajando de lunes a sábado?...fueron las expresiones de los trabajadores de la Hacienda ?Los Álamos?, declarados en huelga en exigencia de mejores salarios y condiciones de trabajo. Por ello es que arremetió con una propaganda millonaria para mostrarnos a personajes bien vestidos, uniformados, a decirnos que pagaba, que les trataba bien, el dueño Álvaro Noboa.
Pero este oligarca, que se cree otro dueño del Ecuador, basado en sus grandes riquezas, se ha candidatizado para la presidencia de la república. Su campaña se aprovecha de las necesidades de las masas populares. Como un mesías reparte camisetas, medicinas, dinero, avena. Pero esa dadivosidad es momentánea, ya que su naturaleza de burgués es el de amasar fortuna, explotando, exprimiendo a sus trabajadores.
¿Puede un rico favorecer a un pobre? Nunca, jamás en la historia ha pasado aquello. Muy por el contrario, un rico cuida sus propios intereses, no los de los demás. El estar votando por Álvaro Noboa significaría ponerse la soga al cuello. ¿Es que acaso nos hemos olvidado del gobierno de Febres Cordero, por ejemplo? Los oligarcas se benefician entre sí mismos y nada más.
Cada vez que escuchamos a Noboa, y que se ufana de dirigir 115 empresas, a lo largo del país, en Europa, Asia, Australia, etc., debemos preguntarnos ¿cómo obtuvo todas estas empresas? ¿Es acaso como él dice que ha sido «su trabajo»? ¿O que dios le dio? ¿Quiénes trabajan en sus 115 empresas? ¿Es Álvaro Noboa? No, son los centenares de obreros explotados, mal pagados, que crean plusvalía para que Álvaro Noboa se enriquezca más y más.

Un falso intelectual
?Cada cual alaba su queso rancio? y esto le sirve para ponderar de sus falsas ?virtudes?. Álvaro se considera un intelectual. «Al igual que mi padre, me agrada ganar dinero y crear empresas, pero a diferencia de él, la satisfacción intelectual me da tanta felicidad como las otras dos. Me gusta escribir: lo hago en mi revista ?La Verdad». A pesar de ello, tiene dificultades de manejo de lenguaje en público. En consecuencia no le interesan los debates ni las entrevistas. ?La suya es una candidatura basada en el dinero y el silencio. Nadie sabe cómo piensa ni qué quiere hacer», dice de él León Febres Cordero, ex presidente de la República, quien trabajó por 18 años como ejecutivo de Luis Noboa Naranjo.
Para comunicarse, Álvaro recurre a los espacios contratados, incluso, para asuntos familiares. En el 2001 difundió en casi todas las cadenas de televisión, en espacio triple A, un video del bautizo de su hijo, celebrado en la Catedral de San Patricio en Nueva York, al que asistieron, entre otros, los hijos de Robert Kennedy y la actriz Susan Sarandon. «Es preferible gastar el dinero y no el tiempo con la prensa», Utiliza el sentimiento religioso del pueblo para manejarlo a su favor.

Todo oligarca es corrupto
Álvaro proclama que como tiene demás no tiene por qué robar. Sin embargo, a lo largo de la historia, la oligarquía ha demostrado todo lo contrario. Galo Plaza, conspicuo terrateniente se apropió de la ayuda enviada por los diversos países a los damnificados en el terremoto de la Provincia del Tungurahua. Colchones, vituallas, alimentos fueron a incrementar las bodegas de su hacienda ?Zuleta?. La hija de Sixto Durán Ballén estuvo involucrada en el negociado de Flores y Miel; Febres Cordero hizo desaparecer joyas y reliquias de la escuela quiteña que reposaban en Carondelet; él mismo firmó el negociado de los aviones Fokker, etc., etc. Álvaro Noboa adquirió toda su fortuna en base a engaños y triquiñuelas. Como dice nuestro pueblo: ?Mientras más tienen más quieren?. Ésa es la naturaleza de la oligarquía.
¿Podemos confiar en quien es capaz de acusar a su padre de loco? Nosotros creemos que no. Además, Luis Noboa Naranjo y Álvaro Noboa no pudieron trabajar juntos. Un breve paso de Álvaro por las empresas terminó en un despido intempestivo. El padre descubrió al hijo presionando a los proveedores de frutas e insumos para que le compraran bienes raíces. Sin embargo, para Álvaro las diferencias ocurrieron porque: «Los dos teníamos luz propia y pienso que en todo barco no puede haber dos capitanes y yo, como él, quería realizarme con mis propias obras», según explicó a la revista Vistazo en 1996.
¿Puede gobernar el país alguien que no conoce nuestro suelo? Nosotros creemos que no. Álvaro Noboa tiene su residencia principal en Nueva York, explotando a los trabajadores desde los EE.UU., en una zona donde viven otros multimillonarios. Allí no necesita guardaespaldas, ni vidrios polarizados. Es un excelente sitio para contar billetes que recibe de la fuerza de trabajo de los obreros ecuatorianos.

Un mañoso ratero de los bienes de su padre
Se apropió, mañosamente, de los bienes de su padre, Luis Noboa Naranjo, por lo que se halla enfrentando juicios de parte de sus hermanos. En una actitud inconsecuente con su propio padre, al enterarse del testamento, Álvaro interpuso un recurso legal para anularlo, argumentando que su padre no estaba en la plenitud de sus facultades mentales y que fue inducido a firmarlo.
En agosto de 1996, asumió la presidencia de la Junta Monetaria, y desde esa posición de poder, y apoyado por el corrupto de Abdalá Bucaram, intervino judicialmente a la empresa bananera, regentada por la viuda de su padre, y quedarse con todas las acciones de las 115 empresas.

Un clásico amo y señor
El PRIAN, Partido Renovador Institucional Acción Nacional, es un partido tan solo de sus allegados. Para muestra tan solo un botón, como candidatos en la Provincia del Guayas, se hallan para la diputación Wilson Sánchez, director del Partido y su hija Silka, asesora y abogada de Álvaro Noboa; en la misma lista se halla Roberto Ponce Noboa, primo de Álvaro Noboa. Al iniciar la campaña electoral destituyó personalmente a todos los dirigentes provinciales, como no eran fieles para sus intereses. El CFP, de Aberroes Bucaram, que al principio apoyó al PRIAN, mejor digamos a Álvaro Noboa, salieron de dicha alianza porque no les tomaron en cuenta en las listas de candidatos. Todo quiere controlarlo él solamente. ¿El pueblo puede confiar en quien asume a su partido como su propia hacienda, como su propia empresa?
Álvaro Noboa es un oligarca que beneficia a la oligarquía, a su país los Estados Unidos; es un aprovechador, que se benefició de bienes ajenos, dejando a un lado a sus propios familiares; se ha enriquecido a costa del trabajo, sudor, lágrimas y sangre de sus trabajadores; quiere a toda costa coleccionar una empresa más, nuestro país, que no es una entidad exclusiva de este explotador. Ni un solo voto de los trabajadores y los pueblos por este amo y señor del Ecuador.

Abdalá Bucaram perdió tiempo para anunciar el programa económico y no aprovechó la efervescencia popular inicial. Descuidó el apoyo del Congreso y no pudo pasar el paquete de reformas tributarias. Intervino a la exportadora más importante del país, la Bananera Noboa, para beneficio de uno de sus allegados. Finalmente, impuso un paquete de medidas que fue el detonante para la historia que se dio a partir del 5 de febrero.

"Nosotros fuimos uno de los primeros en ver la situación desde una perspectiva escéptica. A principios de 1997 pusimos al Ecuador bajo la categoría "underweight" -de peso insuficiente, bajo y pesimista- porque observábamos cierta posición política en el esquema de convertibilidad propuesto y porque ya se avizoraban las raíces de la crisis social posterior", explicó Tulio Vera de la firma neoyorquina Bear and Stearns, un preocupado analista de mercados de Wall Street.

La intervención a la Bananera Noboa, aunque antes se hizo lo mismo en la Cemento Nacional, fue la primera mala señal enviada al exterior. Cinco días después de presentado el plan económico de Gobierno, Bucaram permitió que la Superintendencia de Compañías entrara en la empresa so pretexto de una reducción inusual en el precio de la caja de banano.

Aunque pudo haber motivos para realizar la intervención, la historia confirmó la suposición inicial: la medida se aplicó para ayudar a Alvaro Noboa, ex presidente de la Junta Monetaria, a disputar la herencia de su padre, Luis Noboa Naranjo, fallecido en 1994. 
Luis Noboa Naranjo junto a su sicario León Febres Cordero implantaron un régimen de terror en las haciendas de su propiedad y en las zonas rurales donde estas se asentaban, provincias de Los Rios, El Oro y Guayas. Formaron escuadrones de la muerte y bandas paramilitares que se encargaban de asesinar a dirigentes campesinos y trabajadores de sus haciendas. Esto sucedía en las décadas de los 50 a los 80, estas bandas son el antecedente de las bandas paramilitares y delincuenciales que hoy asolan a estas provincias.

No es de extrañarnos que Alvarito sea igual o más sanguinario que su padre, administrando con mano de hierro sus haciendas, prometiendo si sube a la presidencia reprimir con mano dura a la oposición e implicarnos en la guerra interna de Colombia.
OTRAS PERLAS DE ALVARITO 
no más bushes - 20.10.2006 02:50
 http://www.hoy.com.ec/libro/cap11.htm

la medida se aplicó para ayudar a Alvaro Noboa, ex presidente de la Junta Monetaria, a disputar la herencia de su padre, Luis Noboa Naranjo, fallecido en 1994.
Aunque el testamento aún se ha podido leer, se conoce que en él, el viejo patriarca dispuso que su segunda esposa, Mercedes Santistevan, controlase la empresa más importante del grupo, la Bananera. "Alvarito", como se lo conoce en Guayaquil a Alvaro Noboa, logró con Bucaram contravenir la decisión de Noboa Naranjo, y tomó el timón de la bananera.



 http://www.forbes.com/billionaires/free_forbes/2003/0317/108.html
egado por el suyo el último padre, Alvaro Noboa finalmente ganó el control del negocio del plátano de la familia en Ecuador. El coste: hermanos embittered y $20 millones en cuotas legales.

Cuando Luis Noboa Naranjo murió en 1994 en la edad de 78, él a la izquierda detrás de una fortuna del plátano y de una familia discutible. Los herederos pasaron los nueve años próximos, y $20 millones, en una batalla legal que atravesó tres continentes y dio lugar a cargas de fraude y de engan@o. Es una de las peleas más costosas de la familia de la historia. En el centro de esta saga está el más joven de sus dos hijos, Alvaro Noboa, dos veces candidato presidencial de Ecuadorian. Su ambición para funcionar el negocio de la familia, misterioso rechazado por su padre, ha motivado mucho de luchar.

Como Alvaro, ahora 52, la dice, él tenía una breve conversación con un padre que pongan morir del cáncer. ¿?Él me preguntó, ?qué tú desea, mi hijo? ? ?Alvaro recordó de los años documentos más adelante ante el tribunal. ?I dijo, ?el negocio del plátano. ? ?Pero Lucho, como lo conocían, dijo a su hijo que él lo había prometido ya a otros. Alvaro seguía siendo silencioso. Pues él salió de la casa, Lucho pidió otra vez: ?Cuánto dinero?? ?Ambos sonreímos cuando dije, ?$250 millones,? ?Alvaro dicho, ?y yo enviarte un beso grande y ése era el final de él.?

Lucho murió cinco meses más adelante, y el control de la compañía del plátano fue a su segunda esposa, Mercedes. Tres de sus seis niños recibieron las estacas digno de $150 millones. Alvaro, rico de la especulación de las propiedades inmobiliarias, recibió una miseria--otros activos digno de apenas $7.5 millones.

¿Por qué Luis Noboa configuró su estado que manera? Alguna gente cerca de la familia sugiere que Lucho quisiera siempre que Alvaro funcionara el negocio, pero pensado te lo más mejor posible para forzar a su hijo adquirirlo a través de trabajo duro. Otros dicen que las ambiciones de Alvaro puso una tensión en la relación de los dos hombres. O quizás Lucho sabía que Alvaro podría nunca manejar a la compañía con su madrastra. Alvaro dice que él tenía una relación maravillosa con su padre, pero que declina especular en la decisión de su padre. ?El señor me ha bendecido siempre, así que no tengo ninguna queja,? él dice, ?y mi padre es muerto preguntarte.?

En noviembre de 2002 un juez de Londres encontró que Alvaro legítimo poseyó una estaca 50.1% en expedidores Ltd. de la fruta, la compañía que sostenía para el negocio de la familia. Esa estaca vale $300 millones, nosotros estima. Alvaro, que ha hecho la lista de nuestro multimillonario previamente, demanda sus activos vale por lo menos $1 mil millones. ?Era una victoria completa,? Alvaro dice.

Salvo que la amargura no se borra. Mientras que las hermanas han abandonado la lucha legal, su abogado hizo algunas acusaciones repugnantes (y, por lo que el las demostraciones de registro, infundadas) en la corte de Londres: ese Alvaro sobornó a juez de Ecuadorian y las táctica de ese Alvaro aceleraron la muerte de su padre, así como la muerte de su cuarta hermana, Maria Leonor, abusador de la droga que ponen en un coma por ocho años.

Lucho satisfizo a Juan Marcos, hijo del hombre más rico de Ecuador. Lucho tomó un trabajo en el banco Marcos. A tiempo, los dos entraron los negocios del café y del plátano juntos. Antes de 1955, en la edad de 39, Lucho hizo su primer millón. Él compró más adelante hacia fuera las partes de Marcos, y para el momento en que Lucho muriera, el negocio tenía $800 millones en activos.

El hijo Alvaro de Lucho era ya rico para entonces. Él vendió las propiedades inmobiliarias mientras que atendía al colegio de abogados en la universidad de Guayaquil por las tardes. Él graduó en 1975, pero en vez de dar vuelta a su padre, él dice, él persuadió vario Ecuadorians rico para garantizar préstamos de banco en su favor para comprar las propiedades inmobiliarias. Pero Alvaro deseó probar que él podría dirigir la compañía misma de su padre. Tan inmediatamente después de la muerte de su padre él archivó una serie de pleitos en Nueva York (donde vivió Mercedes) y Ecuador desafiador la validez de la voluntad. Él discutió esa ley de Ecuadorian, que transfiere automáticamente los activos adquiridos durante la unión al esposo que sobrevive, no debe ser aplicado a la unión de su padre en segundo lugar porque ocurrió en Nueva York.

Los juegos, disputados por las hermanas de Mercedes y de Alvaro, nunca fueron dondequiera, pero las cosas consiguieron más feas. Por años Alvaro había llevado a cabo la energía del abogado sobre los activos de la familia poseídos por Maria Leonor. (Su más viejo hermano tenía poca implicación con la compañía.) en 1994 hermanas Isabel y Maria Elena desafió sin éxito la energía del abogado. Las horas justas antes de que la voluntad de su padre fuera ser adentro leído New York City, tres Colombians armados stormed el consulado de Ecuadorian. Con poca evidencia, el abogado de las hermanas especuló en una corte de Londres que a Alvaro emplearon a los gamberros para robar la voluntad así que no interferiría con sus diseños en la compañía. El portavoz de Alvaro dice que él no tenía nada hacer con esto.

El negocio del plátano, mientras tanto, era rudderless. Alimentado para arriba con los conflictos y su efecto sobre el negocio, Mercedes amenazó excluir a hermanos de dirigir la compañía. En Mercedes 1997 vendido su estaca a la compañía para $300 millones, y ella las partes fueron redistribuidas a Alvaro y a sus hermanas. Alvaro hizo presidente de la compañía, poseído una estaca 25.1% y controlado otro 25% a nombre de Maria Leonor. Más adelante que el año Alvaro ejercitó su energía del abogado y compró la parte de Maria Leonor en los expedidores de la fruta para una suma sin revelar.



 http://es.wikipedia.org/wiki/%C3%81lvaro_Noboa

En la coyuntura política todos los partidos y movimientos derechistas, conservadores y pro-neoliberales lo apoyan frontalmente, a pesar de su carácter populista y sus declarionces que es "el enviado de Dios". A declarado que también lucha contra el comunismo, asunto que se vuelve curioso porque las diferencias ideológicas en el Ecuador no suelen determinan el rumbo de la administración, añadido a que no existe realmente algún movimiento comunista fuerte o unificado dentro del país y porque además el magnate y candidato Álvaro Noboa aparece dentro de los registros del PCMLE como un afiliado a este partido, se desafilió cuando recibió la herencia de su padre.



 http://www.noticiahispanoamericana.com/news.php?nid=5969

En la prestigiosa revista Forbes, la publicación sobre los hombres más ricos del mundo, se le describe como una persona que "tiene un ego del tamaño de uno de sus barcos cargueros?"
"Afirmó que llegaría a ser emperador". ¿Es tan grande su ego? "No es ego. Es seguridad y eso me ha servido de mucho en la vida". dice Noboa. Lo de emperador, lo explica con humor: "Dije simbólicamente que en el imperio había tres reinos:
La Plutocracia y Neo-Oscuntarismo asechan el 
Richard Sellan - 25.10.2006 23:02
LA PLUTOCRACIA Y EL NEO-OSCURANTISMO ASECHAN EL PODER EN EL ECUADOR

Richard Sellán B.

El presupuesto del gobierno central para fines del 2006, deberá ejecutar en el gasto social (salud, educación y bienestar social) la suma de $ 2.391 millones de dólares americanos, no obstante que al semestre enero-junio del mismo año, el fisco solo ha transferido a los ministerios respectivos $ 158,7 millones. De otra parte, según el Instituto de Estadísticas y Censos INEC, la población ecuatoriana bajo condiciones de extrema pobreza o indigencia, aquella que sobrevive con 1 dólar al día, representa el 16 % de la nacional, con mayor énfasis en el sector rural, donde el 33% son indigentes El 51% de la población del Ecuador, sobrevive con 3 dólares al día, en otras palabras, está bajo la línea de la pobreza. (Observatorio de la Política Fiscal, boletín 2.-X-06.). Los datos resultan indignantes, frente a los gastos de la fanfarria electoral, cuya primera vuelta acaba de culminar el pasado 15 de octubre, con la ubicación del candidato de la chequera y la demagogia derechista en el primer lugar, Álvaro Noboa.

Reportes del Tribunal Supremo Electoral y de organismos independientes, estiman que el conjunto de las candidaturas electorales para la Presidencia de la Republica, han gastado $ 7,5 millones. Al señor Álvaro Noboa le calculan un gasto cercano a los 5 millones de dólares. Al inicio de la era republicana del Ecuador, los señores del Comercio y la Banca dominaron la política y el poder, aquellos que podían acreditar un respaldo monetario y propiedades calificaban para las elecciones. A esta era, se la denomino como PLUTOCRATICA, el dinero dominaba el poder y la autoridad. El autoritarismo y la negación de los derechos de los ciudadanos, caracterizaron al estado y gobierno de entonces. El gasto o más acertadamente, la ?inversión electoral? del señor Noboa y su asecho creciente del poder nos llama a la reflexión, sobre la etapa histórica descrita.

Desde el encaramiento y concentración en sus manos (luego de disputas y conflictos legales con sus hermanas y hermano) del monopolio empresarial heredado de su padre; Álvaro Noboa, se ha propuesto consolidar en la sociedad ecuatoriana, la economía y el sector empresarial en particular, su dominio y poder plutocrático. El perfil de su carrera empresarial y política nos induce esa dirección. Confrontación con otros sectores económicos, tres millonarias candidaturas presidenciales, un partido político propio, cuyos dirigentes y falange, son empleados de sus empresas, incluido el Vicepresidente de la formula electoral, acortejado a un liderazgo personal autoritario. Su visión de Estado y de gobierno se reduce a la gerencia de las empresas y el círculo de los negocios.

Plutocracia, nepotismo y autoritarismo configuran el perfil del señor ?Bonita Banana?, cuya valoración del derecho laboral y sindical lo demostró en la hacienda Álamos, arremetiendo a fogonazos contra los trabajadores que osaron alzar la voz por sus derechos violentados.

La encrucijada electoral resultante para la segunda vuelta presidencial se perfila, entre el neo-oscurantismo con ribetes fascistoides de Álvaro Noboa, apalancado con un bloque parlamentario de derecha mayoritario en el Congreso. Y de otro lado, la necesidad del aglutinamiento de las organizaciones populares, indígenas, campesinas, sindicales, la misma ciudadanía, conjuntamente con sectores empresariales progresistas en oposición al proyecto autoritario de Álvaro Noboa. La lucha política electoral en el escenario del Ecuador, no es solo, por el triunfo de Rafael Correa, para el solio presidencial de la coyuntura; las libertades civiles y los derechos, la democracia han sido puestas en jaque, por el portafolio de la chequera de un gris personaje, con sueños de Napoleón.


Reseña de "Chiquita Banana"
El principal grupo económico del país, a pesar de las divisiones que ha atravesado, es el grupo Noboa, fundado por Luis Noboa Naranjo. Oficialmente estaba constituido por más de cien empresas y empleaba a más de 20 mil personas, hasta que tras la muerte de su fundador se dividió.  Éste descomunal emporio se formó durante el auge bananero (1948 - 1965), con la reagrupación de capitales en torno al Banco La Previsora y al Banco de Descuento, de las antiguas familias cacaoteras, y la participación de una nueva figura, Luis Noboa Naranjo, que encabezó el grupo hasta cuando murió.
El crecimiento del grupo Noboa tuvo dos momentos y dos grupos empresariales. El primero se dio por aquellas entidades que Luis Noboa formó hasta 1971, cuyo emblema es Industrial Molinera, hasta ese año la fortuna se estimaba en 20 millones de dólares, y desde el año siguiente la fortuna creció exponencialmente. El segundo grupo de empresas corresponde a los años posteriores a 1972. Durante los siguientes años la "persecución" de la Dictadura Militar  por defraudación de impuestos, obligó a Noboa a vivir en el exterior, manejando desde el extranjero sus negocios.  
Hay que ubicar un tercer momento en la historia de este grupo económico: después de la muerte de Luis Noboa Naranjo, que provocó una disputa por la herencia y un posterior desmembramiento del grupo Noboa. La batalla entablada entre la señora Mercedes Santistevan, última esposa de Noboa Naranjo, y Álvaro Noboa Pontón, fue por la cifra de casi 400 millones de dólares. Así pues, Álvaro Noboa, antes de morir su padre Luis Noboa, lo declaró enfermo mental, para así adjudicarse toda la herencia. Después de la muerte de su padre, Noboa falsificó testamentos y títulos de propiedad correspondientes a sus hermanos, entre ellos a Luis Noboa Pontón, a quien declaró alcohólico, despojándolo de toda su herencia. Para esos años (1997) el monto total del grupo Noboa estaba valorado en 1.200 millones de dólares, entrando en la selecta lista de las personas más ricas del mundo.
Empresas en manos de los hermanos Noboa – Pontón
     1.1. Corporación Noboa.
     Ligadas a la agricultura de exportación; sector automotriz; y sector financiero (Banco del Litoral)
     1.2. Grupo Noboa
     Conjunto de empresas pertenecientes a Álvaro Noboa
     1.3. Consorcio Nobis
     Empresas dirigidas por Isabel Noboa Pontón, hermana de Álvaro Noboa.
    1.4. Empresas en poder de Mercedes Santiestevan
    Las empresas que quedaron al mando de la viuda de Luis Noboa Naranjo.
Subgrupos
Aquí constan otros subgrupos económicos que han ido logrando su propio espacio en el grupo Noboa y que están íntimamente relacionados entre sí:
·         Noboa Bejarano: 5 empresas
·         Febres Cordero: 14 empresas
·         Estrada: 9 empresas
·         Arosemena: 3 empresas
·         Nebot: 8 empresas
Principales empresas del grupo Noboa
Hasta el 2007 este grupo tenía bajo su propiedad un total de 119 empresas y en ese año alcanzó ingresos por más de 690 millones de dólares, según el SRI. A continuación señalamos las principales empresas que pertenecen al grupo Noboa, liderado por Álvaro Noboa.
Exportadora Bananera Noboa; Compañía de Elaborados de Café Elcafe; Industrial Molinera; Industria Cartonera Ecuatoriana; Transportes Marítimos Bolivarianos; Fertilizantes del Pacífico - Ferpacific; Distribuidora Dispacific; Frushi; Compañía agrícola La Julia; Compañía de Seguros Cóndor; Industrial Bananera Álamos; Molinos Poultier; Manufacturas de Cartón - Macarsa; Líneas Aéreas Nacionales LAN - Ecuador; Compañía Nacional de Plásticos Conaplas; Mitsumotor; Ultramares Corporación; Interamericana de tejidos Interama; Chrysler - Jeep Automotriz del Ecuador; Banco del Litoral; Honorasa; Automotriz Noboa; Global Sociedad Financiera; Compañía Agrícola Loma Larga; Oppac Operador Portuario del Pacífico; Bananera Las Mercedes; Compañía Agrícola Bananera del Ecuador; Agrimont; San Fermín; Fluviasa - Fluidos Navieros; Constructora Promandato Global; Revista La Verdad; Fundación Cruzada Nueva Humanidad
Política
Álvaro Noboa Pontón, el hombre más rico del Ecuador, ha estado frecuentemente vinculado con la política, y consecuentemente ha sido candidato para la presidencia en las elecciones de los años 1998, 2002, 2006 y 2009. En el año 2007 fue elegido Asambleísta Nacional. Es el líder del Partido Renovador Institucional de Acción Nacional (PRIAN), que él mismo fundó tras separarse del también populista Partido Roldosista Ecuatoriano (PRE).
En 1996, Álvaro Noboa fue nombrado presidente de la Junta Monetaria del Ecuador por el en ese entonces presidente Abdalá Bucaram. Durante su corto ejercicio de la presidencia de la Junta Monetaria del Ecuador (agosto de 1996 - febrero de 1997), era dueño de un pequeño banco, el Banco del Litoral, y colaboró como parte de un equipo económico que incluía a Domingo Cavallo, tristemente recordado por ser el impulsor de la Ley de Convertibilidad en Argentina y que desempeñó el cargo de asesor especial extranjero de Bucaram; David Goldbaum, cabeza de la Corporación Financiera Nacional y accionista del Banco Territorial, y Roberto Isaías, en ese entonces presidente del ahora desaparecido Filanbanco, y que ejerció el cargo de asesor económico. Álvaro Noboa, junto con este grupo de empresarios neoliberales, utilizó la Junta Monetaria del Ecuador para enriquecerse. Es por lo tanto responsable directo del feriado bancario donde decenas de miles de ahorristas perdieron su dinero.
Explotación laboral
En el 2002 The New York Times hizo un reportaje sobre las condiciones laborales en las plantaciones de Exportadora Bananera Noboa en Ecuador. El artículo específicamente mencionó a la plantación de 12.100.000 m² conocida como "Los Álamos" que empleaba cerca de 1.300 personas. Se publicó en la prensa local que los trabajadores de Los Álamos se sindicalizaron en marzo de 2002, y que por esa razón la compañía de Noboa respondió abriendo fuego contra más de 120 de ellos. En este artículo periodístico decía: "Cuando los trabajadores ocuparon parte de la hacienda, guardias armados con escopetas, algunos usando capuchas, llegaron a las 2 a.m. del 16 de mayo, abriendo fuego contra quienes se habían rehusado a moverse de la puerta de entrada". Todo esto en complicidad con las fuerzas represivas policiales y el Estado, el cual se hizo el de la vista gorda ante este acto paramilitar de Noboa.
Trabajo infantil
En abril de 2002 Human Rights Watch emitió un reporte que "encontró que niños ecuatorianos, tan jóvenes como de ocho años, trabajan en plantaciones de banano en condiciones precarias". Chiquita, Del Monte, Dole, La Favorita y Bonita fueron acusadas de ser provistas por plantaciones que empleaban niños como trabajadores. Sobre estos hechos Noboa asegura que no puede ser acusado de propiciar el trabajo infantil en sus haciendas bananeras, ya que el trabajo de menores en el área agrícola en general formaba parte desde hace muchos años de la cultura de la gente de campo.  
El Filantropismo
Para "aliviar su conciencia" y disminuir el pago de impuestos, el grupo Noboa creó la Fundación Cruzada Nueva Humanidad, hipócritamente bajo la filosofía de combatir "la miseria, la enfermedad, la ignorancia, la debilidad espiritual, el odio y otros infortunios que afligen al hombre". Una fundación típica del filantropismo, caridad a gran escala, donde los millonarios que se enriquecen a costa de los pueblos tratan crear una imagen positiva ante la sociedad.
Conclusiones
El poder del grupo Noboa radica principalmente de la exportación de banano, donde en contubernio con el gobierno de turno, explota a los productores pequeños y medianos, pagando lo que a su antojo le parezca, irrespetando el precio establecido. Así pues queda claro que esta burguesía agroexportadora no está encargada de la producción, sino que es un intermediario entre los verdaderos productores y el mercado internacional.  Cabe señalar que este grupo económico ha buscado auto representarse en el Estado, al propio estilo de Piñera en Chile o de Berlusconi en Italia, los Noboa al ser los más ricos del país han querido ellos mismos tomar la administración estatal para beneficiar sus negocios.


Álvaro Noboa, el quinto de seis hermanos, nació en Guayaquil (1950). Sus padres son Luis Noboa Naranjo e Isabel Pontón Ávila. Desde su nacimiento Álvaro Noboa vivió en medio de la opulencia y relacionado con gente de poder económico. Inició la secundaria en el colegio San José La Salle de Guayaquil y la terminó en el Le Rosey de Suiza, uno de los más exclusivos colegios del mundo. A la familia Noboa Pontón nunca le faltó el dinero. “El imperio creado por Luis Noboa Naranjo fue valorado en julio de 1996 por la revista Forbes en 1.200 millones de dólares” (DIARIO HOY: 1996:5A). Sin embargo, el poder económico se convirtió en más de una ocasión en el detonante para conflictos familiares. Luis Noboa Naranjo se divorció de la madre de Álvaro Noboa y entonces empezó la “división” del gran imperio económico familiar. “La madre de Álvaro recibió hace unos años importantes participaciones en las compañías familiares como parte de su acuerdo de divorcio” (DIARIO HOY: 1995: 8A). Luis Noboa Naranjo se casó en segundas nupcias con Mercedes Santistevan. Noboa Naranjo muere en abril de 1994 por una grave enfermedad y desde entonces se inicia el conflicto alrededor de su testamento entre la viuda y sus hijos, especialmente Álvaro Noboa.
Años de conflictos legales y mediáticos en los que Álvaro Noboa buscaba dilatar la lectura del testamento, invalidar el contrato matrimonial entre su padre y Santistevan, inventariar los bienes de su padre en el extranjero e intervenir en los cargos gerenciales de las empresas en cuestión(1). Una publicación en Wall Street Journal hablaba incluso de que tras el asalto que ocurrió en 1995 en el consulado de Ecuador en Nueva York había la intención de apoderarse del testamento de Luis Noboa Pontón.
Álvaro Noboa ilustraba claramente sus intenciones: “En el imperio hay tres reinos: el Grupo Álvaro Noboa, la Corporación Noboa y el Grupo Noboa. Algún día yo seré emperador de los tres” (DIARIO HOY: 1996:5A).

Pero su actividad empresarial se inició antes de la división de la controversial herencia. Álvaro Noboa a los 23 años fundó su primera empresa de bienes raíces (Premandato Global S.A.) y posteriormente la revista La Verdad. El mercado de bienes raíces lo desarrolló dentro del país y fuera de él(2).

Actualmente, después de llegar a un acuerdo(3) con sus hermanos y su madrastra, dirige la Corporación Noboa, que aglutina a más de 100 empresas. Dirige además, según la página Web del candidato, en el Ecuador, Japón, Nueva Zelanda, Estados Unidos, Argentina y Europa, 110 empresas fundadas por su propia iniciativa.

Se autodefine como un empresario con profunda conciencia social y señala en su página Web que “Amar al prójimo como a sí mismo” es su lema de acción. Como evidencia de aquello señala haber realizado desde hace 26 años “labor social” en salud, educación y empleo “en protección a los grupos vulnerables de la sociedad”. Aquel ideal de labor social, según su discurso de campaña, demandaba para concretarse el ejercicio de la política, motivando a Álvaro Noboa a participar en esta actividad.

Pero ¿cómo se genera este vínculo del empresario con la política del país? En 1996, se vincula con la campaña política de Abdalá Bucaram, por medio de su cuñado y hombre fuerte del PRE (Omar Quintana). Antes de las elecciones ya se rumoraba sobre la posibilidad de que Noboa ocupe uno de los cargos centrales en el manejo económico del país, junto con Roberto Isaías y David Goldbaum. El Comercio en uno de sus análisis de la caída del Bucaramato señala que la vinculación de Noboa con el gobierno fue por intereses mutuos: Bucaram necesitaba el vínculo con la oligarquía guayaquileña, su aporte económico y Noboa necesitaba desde esa posición privilegiada resolver los conflictos del reparto de la herencia de su padre.
Noboa en el Gobierno fue, al parecer, una enorme chequera. Fue él quien corrió con los gastos de contactar, contratar y movilizar a Domingo Cavallo, a quien se le habrían pagado más de 500 mil dólares. Gracias a sus contactos en el círculo financiero internacional, Noboa logró que Cavallo y asesores chilenos, argentinos y bolivianos llegaran rápidamente al país. También fue quien preparó la presentación de Bucaram en medios financieros neoyorkinos. Sus aportes en materia económica eran escuchados pero no fueron decisivos. En las sesiones de Frente Económico eran evidentes los roces con Pablo Concha y Augusto de la Torre por temas económicos. "Con todo, Noboa no se puede quejar -dice una alta ex funcionaria del Gobierno-. Vino por negocios y le fue bien". Su acercamiento con Bucaram fue de mutuo interés, pues Noboa habría invertido aproximadamente 10 millones de dólares para la campaña. Es una cifra que él no desmiente ni confirma (El Comercio: 1997).
Los recursos económicos de Noboa, y otros hombres adinerados que participaron en el gobierno de Bucaram, alimentaron además de las citadas, acciones de lo más diversas. En 1996 el gobierno protagonizó en la provincia de Imbabura la entrega de 31 millones de sucres. Bajo la indicación de que fueran indigentes los elegidos, el gabinete solicitó al gobernador que se entregaran 30 tickets para que pudieran reclamar el dinero como colaboración del gobierno central. Con fondos de Álvaro Noboa, Vicente Estrada (Ministro de Obras Públicas), Hugo Encalada (Ministro de Agricultura), Víctor Hugo Sicouret (Ministro de Vivienda) y Eduardo Azar (diputado) se logró la suma de dinero mencionada para “los elegidos”.
Abdalá enfatizó que con millón de sucres pueden ingresar en el programa de vivienda y abrirse "una libretita de ahorros en el Banco Ecuatoriano de la Vivienda" o sino obtener recursos como producto de los intereses. Hizo una invitación a la Iglesia, representantes de las Fuerzas Armadas, etc., a que se unan para poder entregar a los pobres del país dinero, con más frecuencia, no cada mes. (DIARIO HOY: 1996:2A)
La ex vicepresidenta Rosalía Arteaga, después de la caída del gobierno en el que participó ilustró uno de los usos que se le dio a la fortuna de Noboa. Una vez que los votos en el congreso se sumaron para declarar sus destitución,
Bucaram se queja amargamente de Alarcón y de los diputados a quienes ha pagado un millón de dólares por cabeza. "Dice que ha utilizado recursos de Álvaro Noboa, o sea del sector privado, y dice 'a Alvarito' con esas palabras 'A Alvarito le ha costado una barbaridad y son unos piratas y unos sinvergüenzas (DIARIO HOY: 1997:2A)
Al frente de la Junta Monetaria se mostró permanentemente optimista y se presentaba en los medios para dar “buenas noticias”, como aquella en la que anunciaba que “El Dorado será el Nuevo Ecuador” (Diario HOY: 1996:3A) como consecuencia por ejemplo del plan agrícola del gobierno (Diez sobre diez 10/10) a través del cual se establecía, entre otras medidas, una banda para regular los precios de los productos agrícolas en el mercado (4). Propuesta que según el Instituto de Estrategias Agropecuarias (IDEA) implicaba una intervención estatal.
Como logros de su gestión en esta unidad el candidato expone que “en apenas seis
meses logró la más alta reserva monetaria de la historia del país, con más de dos mil millones de dólares” (www.alvaronoboa.com).
Álvaro Noboa fue el encargado de la consecución de inversión extranjera y de financiamiento especialmente del plan de vivienda “Un solo toque”. Por más de una ocasión viajó a EEUU y se reunió con representantes del Banco Mundial y del Fondo Monetario Internacional en busca de líneas de crédito que pudieran reemplazar la fuente de financiamiento pensada originalmente para el proyecto de vivienda (la eliminación del subsidio al gas de uso doméstico).
En el gobierno de Bucaram se mantuvo hasta su caída. Las crónicas de febrero señalan que fue el último en salir de Palacio de Gobierno por sugerencia del mismo Abdalá Bucaram. “Déjame, déjame Álvaro. Eres más importante afuera”. Álvaro salió.”(DIARIO HOY: REVISTA BLANCO Y NEGRO: 1997).
Pero pronto Noboa desearía volver al palacio de gobierno; esta vez como presidente. En febrero de 1998 Abdalá Bucaram aseguró a los medios de comunicación que si por disposición de la Asamblea Nacional no se le permitiese ser candidato a la presidencia, el candidato del PRE sería Álvaro Noboa Pontón.
Bucaram sostuvo que un hombre como Álvaro Noboa les daría una tunda (a otros candidatos), porque sería el éxito por su eficiencia basada en el poder. Aseguró que conversarán con Noboa a fin de ver si dentro de las circunstancias que viven sus negocios es factible que pueda hacer un sacrificio por su patria. (EL UNIVERSO: 1998).
El pedido “formal” vino del PRE, APRE y algunos independientes. “Noboa respondió que debe pensar en su familia y en los trabajadores de sus empresas que son miles en el mundo antes de tomar una decisión” (DIARIO HOY: 1998: 2A).
En las elecciones presidenciales de 1998 “recorrió el país vestido de amarillo, con una imagen del Corazón de Jesús colgada del cuello y en todos los mitines repetía: Adelante Ecuador, adelante” (DIARIO HOY: 2006:) Pasó a la segunda vuelta junto con Jamil Mahuad que se convirtió en el presidente de la República en una elección en la que Noboa denunció (sin hasta la fecha comprobarlo) un fraude electoral.
Posterior a la participación en la campaña electoral, Noboa y Bucaram se distanciaron. Este último consideró que Álvaro Noboa le había robado las bases de su partido.
El 9 de abril de 2002 se aprueban los estatutos del PRIAN y es reconocido oficialmente como partido político por el TSE. Bajo este “paraguas” hace Álvaro Noboa su segunda participación como candidato a la presidencia, con Marcelo Cruz de compañero de papeleta.
Mientras con una Biblia en la mano, el candidato vestido de negro, repartía camisetas y fundas de avena, los trabajadores de su hacienda Los Álamos hicieron un paro; en respuesta, Noboa envió centenares de hombres armados para recuperar las instalaciones, según consta en informes de organizaciones de Derechos Humanos (DIARIO HOY:2006)
Álvaro Noboa pasa a la segunda vuelta con Lucio Gutiérrez y vuelve a perder las elecciones. Sin embargo desde entonces se mantiene en campaña electoral, en contacto con la población fundamentalmente a través de las acciones de su Fundación de Acción Mancomunada del Pueblo “Cruzada Nueva Humanidad” (5) y haciendo presencia en los medios de comunicación.
Álvaro Noboa reapareció con varias cadenas de televisión en las que se proclamó llamado por Dios para salvar al Ecuador. En lo que parece ser el anticipo de su nueva campaña electoral participó, junto a su hijo Juan Sebastián y diputados y dirigentes del PRIAN, en un mitin en Quito, en donde el empresario se autoproclamó como el paladín de la lucha del "bien contra el mal" y la salvación de la producción, la educación, la salud. (METRO HOY: 2003)
Durante el gobierno de Lucio Gutiérrez tuvo un lugar protagónico junto con su partido político (PRIAN) en una peculiar forma de hacer oposición. En diciembre de 2004 a través del voto en el Congreso, los diez legisladores del PRIAN participaron en el acuerdo que cesó a la Corte Suprema de Justicia y a los miembros del Tribunal Constitucional.
En 2005 Noboa quien negaba que su partido fuera parte de una mayoría gobiernista, coincidió con el Gobierno de Gutiérrez para elegir a Omar Quintana como presidente del Congreso Nacional y a la Corte de facto (conocida como la “Pichicorte” por quien fuera nombrado como su titular Guillermo “Pichi” Castro), al Tribunal Constitucional y al Tribunal Supremo Electoral. “Estoy resentido con los politiqueros que dicen que soy parte de un triunvirato”, declaraba Noboa (METRO HOY: 2005: SECCIÓN AL DÌA). Pocos días después pedía la renuncia de Lucio Gutiérrez y uno de sus hombres de confianza al mando del Tribunal Supremo Electoral (Nicanor Moscoso) reactivaba el juicio en contra del Partido Sociedad Patriótica por presuntas irregularidades en el financiamiento de su campaña por la presidencia. Respuestas, según algunos medios de comunicación, a la auditoría que el SRI (Servicio de Rentas Internas) hiciera a varias de sus empresas para revisar una presunta evasión de impuestos.
En 2006 se presenta nuevamente como candidato a la presidencia con dos hechos inusuales: un pretendido retiro de participación antes de iniciada la campaña oficialmente y luego una alianza con PSP que dura 13 días. Se muestra una vez más como el empresario “con capacidad y vocación de ayuda a los más pobres” a través de la entrega de dinero, computadoras, sillas de ruedas, etc. Su exposición en los medios ha estado cada vez más caracterizada por el uso de frases, símbolos y actos alusivos a la religión. Noboa manifiesta ser enviado (aunque no el único) de Dios, invoca a la Biblia, convoca a la oración y manifiesta que:
La Presidencia es un medio pero no un fin para Álvaro Noboa, lo importante es seguir trabajando por el desarrollo social, tener conciencia de que como hombre de fortuna es un privilegiado y por lo tanto a través de su acción social invierte su dinero para elevar la calidad de vida de los más necesitados.
Su aspiración es que lo recuerden en su epitafio como: “Un hombre que luchó por el cambio del Ecuador, que trabajó por los pobres, por la transformación y la grandeza de su país”. (www.alvaronoboa.com).

(1) En 1995 los medios de comunicación dieron cuenta de un evento en el que el Ab. Álvaro Noboa agredió al empresario Joaquín Orrantia González, gerente entonces de la compañía Corporación Automotriz S.A. (CORASA). Según Orrantia “el abogado Noboa Pontón, sin considerar las varias décadas de trabajo en dicha compañía, en cuya gerencia me designó su padre, Luis Noboa Naranjo, montó en cólera por mi tan lógica como justa reacción, protegido por sus guardaespaldas, me tomó de los brazos con fuerza, agrediéndome físicamente para sacarme del despacho de la gerencia….”(DIARIO HOY:1995: 8A)
(2) La Revista América Economía daba cuenta en 1992 de que el empresario había emprendido un rentable negocio en Estados Unidos con los emigrantes ecuatorianos, ofreciendo a través de su empresa Deture S.A. parcelas con o sin casa en su país de origen. "Hay 400.000 ecuatorianos trabajando en Estados Unidos", dice Noboa. "Me gustaría tener a mil de ellos como clientes para el próximo año". (REVISTA AMERICA ECONOMIA: 1992)
(3) El 2 de abril de 1997 los hijos y la viuda de Luis Noboa Naranjo llegaron a un convenio. El acuerdo consistió en la venta por parte de la viuda, de la porción de acciones necesarias para que los hermanos Noboa Pontón obtengan el control de las 74 empresas domiciliadas en el Ecuador, que constituyen el imperio Noboa. Los litigantes se comprometieron además a no ejecutar ninguna agresión, demanda, ataque, intriga, acción política o cualquier otra, contraria a los intereses de la otra parte, en el Ecuador o en el extranjero. ( DIARIO HOY: 1997: 6A y 7A)
(4) Según una noticia publicada en Diario Hoy: (1996:6A), la banda debe garantizar, para el sustento del agricultor, un precio mínimo que considere el costo de producción y una utilidad no determinada todavía. "Con esto el agricultor sembrará sin miedo de caer en la cosecha", dijo Noboa. El mecanismo sería similar a la banda de flotación cambiaria a través de la cual el Banco Central controla el precio del dólar, inyectando o retirando dólares en el mercado libre. La medida equivalente sería la de lograr una reserva de alimentos básicos con el almacenamiento de los excedentes en las baterías de silos de las empresas privadas. "Habrá bodegas para arroz, maíz, soya, papa y los principales productos alimenticios”

(5) Según la página Web del candidato www.alvaronoboa.com la Fundación brinda los siguientes servicios: - Atención médica y medicina gratuita a través de las brigadas médicas, que brindan salud hasta el momento en los últimos 8 meses a 200.000 ecuatorianos pobres. - Computadoras con impresoras y servicio de Internet para las escuelas fiscales del país, protección a los grupos vulnerables, entregando ayuda a los discapacitados con sillas de ruedas y prótesis ortopédicas. - Créditos para pequeñas empresas que generan empleo e ingresos a miles de familias, que invierten en criaderos de pollos, criaderos de cerdos, talleres mecánicos, de carpintería, de costura y manualidades, despensas etc. Durante el año 2005, según informe de la Dra. Anabella Azin la Cruzada Nueva Humanidad ha realizado más de 270 visitas a casi todas las provincias del país, dando atención preventiva, primaria y entregando medicina gratuita a más de 135.000 pacientes.



Alvaro Noboa, el empresario bananero candidato para las próximas elecciones presidenciales de Ecuador, ha sido denunciado por sus dos hermanas ante la Corte Suprema de Londres por el presunto incumplimiento de sus obligaciones sobre la herencia paterna.
Las hermanas del millonario ecuatoriano le acusan de haber utilizado sus influencias políticas para obligar a su madrastra a venderle su parte de la Fruit Shipping, la compañía de exportación de bananas que creó su padre. Después, según dicen sus dos hermanas, Noboa intentó invalidar el matrimonio entre su padre y su madrastra.
La ex mujer del padre de Noboa vendió sus acciones Alvaro y sus dos hermanas en 1997. El candidato a la presidencia de Ecuador se hizo con el 25,1% de Fruit Shipping, más otro 25,1% que gestiona por otra hermana que se encuentra en coma desde 1991.
Hace unos meses, el aspirante a la presidencia de Ecuador declaró que su adquisición de las acciones de la bananera paterna era perfectamente legal y que había sido realizada con su patrimonio de 1.200 millones de dólares (1.225 millones de euros), ganado en bolsa.
En la denuncia presentada en Londres se informa de que el millonario despidió a una de sus hermanas del cargo de vicepresidente de la compañía en 1999. Según la acusa, Noboa habría amenazado con el despido a los empleados del grupo que tuviesen relaciones con su hermana.
Las repercusiones de esta denuncia en la carrera electoral de Noboa pueden ser importantes, sobre todo si la oposición la utiliza para sembrar duda sobre la integridad del candidato, según han comentado algunos observadores. Ecuador celebrará las elecciones presidenciales el próximo 20 de octubre. En caso de que ninguno de los candidatos alcance la mayoría absoluta, los dos que hayan logrado el mayor número de sufragios disputarán la segunda vuelta el próximo 24 de noviembre.



l año pasado, pocas horas antes que en el Consulado de Nueva York se abriera el testamento del rey del banano de Ecuador, Luis Noboa, tres matones colombianos entraron violentamente, encerraron a un diplomático en un closet y registraron el lugar.
Los pistoleros robaron el reloj del primer secretario del Consulado, pero la policía de Nueva York cree que lo que en realidad buscaban era el testamento, que estaba en poder de otro diplomático. El detective James Roldos tiene su teoría: Es un juego de poder dentro de la familia .
De ser cierto, es probable que no sea la última vez. Cuando Noboa murió el año pasado, a los 78 años, dejó un imperio económico que los banqueros de Guayaquil dicen que podría valer casi US$2.000 millones. Desde entonces, su familia ha batallado a brazo partido por la fortuna. En tribunales en dos países, la viuda de Noboa y uno de sus hijos luchan por el control del negocio, que incluye vastas plantaciones de banano, distribuidores de frutas en todo el mundo, una de las mayores flotas de barcos refrigerados del mundo, una refinería de azúcar, varios bancos, una planta de ensamblaje de automóviles y el mayor molino de harina de Ecuador.
La transición es difícil para cualquier empresa familiar, pero es particularmente complicado en América Latina, una región de fuerte tradición patriarcal donde los grupos de familias relativamente cerradas, y no las compañías que se cotizan en bolsa, dominan la economía.
Debido a que muchos imperios familiares latinoamericanos son relativamente nuevos _nacieron en los años de auge posteriores a la Segunda Guerra Mundial_ muchos, como es el caso de Noboa, llegan ahora al punto crítico donde el patriarca renuncia al control.
El destino del imperio de Noboa no es sólo un asunto familiar. También reviste enorme importancia para Ecuador, donde el sector del banano genera ingresos para casi tres millones de los 11 millones de habitantes del país. Cuando Noboa murió el año pasado, la marca Bonita, de su propiedad, controlaba el 40% de las exportaciones de bananos de Ecuador, que se espera alcancen US$800 millones este año. Los economistas creen que las empresas de Noboa representan aproximadamente un 5% del Producto Interno Bruto de Ecuador.
Una leyenda Por su parte, los competidores extranjeros observan muy de cerca la situación. Noboa, conocido como Lucho y una verdadera legenda en Ecuador, fundó una de las pocas compañías multinacionales de América Latina, se transformó en el cuarto productor de bananos del mundo y compitió con éxito con los grandes como Chiquita Brands International Inc. y Dole Foods Co., que dominan la comercialización de banano en el mundo. Cuando Noboa murió era, con mucho, el hombre más rico del país y disfrutaba de un tremendo poder político.
Desde el punto de vista político, Noboa era el hombre más poderoso de Ecuador , dice Samuel Gordon, ex presidente del directorio de Del Monte Fruit Co., ahora conocida como Del Monte Fresh Produce Co. Si Lucho quería que se aprobara una ley, se aprobaba.
Podía hacer cosas que yo como representante] de una multinacional no podía .
La gran interrogante en Ecuador ahora es quién ocupará el lugar de Noboa. Dada la intensidad de la batalla familiar, nadie se atreve a dar una respuesta.
En un rincón está la fracción liderada por la segunda esposa de Noboa, Mercedes Santistevan de Noboa, de 64 años. Una mujer elegante que divide su tiempo entre su penthouse en lo alto de un banco de su propiedad en el ruidoso centro de Guayaquil y su apartamento en Park Avenue, Nueva York, controla una participación mayoritaria en las compañías que conforman la Corporación Noboa, incluido el crucial negocio de exportación de bananos.
En el otro extremo está Alvaro Noboa, de 45 años y segundo hijo del primer matrimonio de Noboa. Este hombre de carácter fuerte es el único de los seis hermanos que está interesado en dirigir el imperio, dicen varios ejecutivos de esta ciudad. Pero tuvo una relación complicada con su padres y creó por su cuenta una de las mayores compañías inmobiliarias y de construcción de Ecuador.
Muchos misterios Lo que heredará es un asunto de intensa especulación. La madre de Alvaro, la primera esposa de Luis Noboa, recibió hace unos años importantes participaciones en las compañías familiares como parte de su acuerdo de divorcio. Alvaro Noboa ahora administra esas firmas, incluidas el molino de harina, una fábrica de chocolates y una exportadora de café. Pero estos negocios sólo representan una pequeña porción del imperio. Alvaro Noboa ha lanzado una batalla judicial para tratar de ganar el control del resto.
Es un tema rodeado de misterio.
Después de todo, la mejor parte del patrimonio podría no estar en Ecuador: uno de los frentes importantes de esta batalla jurídica está en un tribunal federal de Nueva York, donde Alvaro Noboa trata de conseguir un inventario de la gran cantidad de activos de su padre en el extranjero.
Según una declaración jurada presentada por Noboa, sus propiedades incluyen bancos en Nassau, Bahamas y Miami, así como la flota naviera y grandes depósitos en efectivo. Esto activos se omitieron en el acuerdo de 1993 que dio a la segunda esposa de Noboa el control de las compañías ecuatorianas de su esposo. Se cree que estas propiedades tampoco están incluidas en el testamento. En Guayaquil, Alvaro Noboa ha presentado una enorme cantidad de acciones legales, con lo que ha retrasado más de un año y medio la lectura pública del testamento.
En este momento la segunda esposa de Noboa mantiene el control sobre gran parte del imperio. También cuenta entre sus aliados a dos hijas del primer matrimonio de Luis Noboa. De hecho, Isidro Romero, el hijastro político, es el presidente de la Corporación Noboa.
Muy dado a usar ternos blancos y prendas de oro, el extravagante Romero es a veces un personaje polémico en esta ciudad. Colecciona autos caros y le gusta recorrer la ciudad escoltado por una docena de guardaespaldas. Construyó un estadio de fútbol con capacidad para 110.000 personas llamado Estadio Monumental Isidro Romero y parece dedicar más tiempo al Barcelona, uno de sus equipos de fútbol de Guayaquil del cual es su presidente, que a sus negocios. Los corrillos dicen que Romero compró un título nobiliario español, con lo que se ha convertido en el Marqués de las Rosas.
Romero declinó ser entrevistado. La segunda esposa de Noboa lo defiende y dice: Isidro es muy dinámico .
Hasta ahora, dicen los ejecutivos, el imperio no ha sufrido gran daño desde la muerte de su creador. Los gerentes profesionales, incluido Roberto Baquerizo, ex presidente de la Junta Monetaria de Ecuador, ha mantenido por buen camino las exportaciones de bananos.
Pero algunos se preocupan por el futuro. No hay visión , se queja un ejecutivo de la Corporación Noboa, quien cree que el imperio podría terminar dividido en tres.
La disputa es una posdata apropiada a la accidentada historia de Noboa. Hijo de un odontólogo, Noboa quedó huérfano cuando tenía cuatro años y tuvo una escasa instrucción. A los 12 años trabajaba en las calles de Guayaquil vendiendo billetes de lotería y se paseaba por el cuadrilátero anunciando los asaltos en las peleas de boxeo, según su antiguo socio Joaquín Orrantia. Capturó la atención de Juan Marcos, un comerciante que en ese entonces era el hombre más rico de Ecuador, y se convirtió en su protegido.
El primer éxito de Noboa fue durante la Segunda Guerra Mundial, cuando viajó por barco a Venezuela y Cuba en medio de un océano repleto de submarinos alemanes. Después de la guerra se metió en el negocio de los bananos, primero como agente de Standard Fruit Co., la empresa predecesora de Dole Food.
Aunque Ecuador produce bananos desde el fin de la Segunda Guerra Mundial, el país nunca fue una república bananera, controlada por las grandes compañías frutícolas de EE.UU. Y cuando se trataba de influencia política nadie superaba a Noboa.
Roces políticos Noboa contaba con varias ventajas, quizás la más importante era el control de los embarques en Ecuador. Hasta hace unos años, Ecuador exigía que la carga que entraba o salía del país se transportara en barcos de bandera ecuatoriana, como la flota Ecuadorian Line de Noboa. Durante muchos años, Ecuador también proveyó combustible subsidiado a estos barcos.
Noboa se metió en problemas con la dictadura militar izquierdista que tomó el poder en Ecuador en 1972. Argumentando que las compañías de Noboa evadían impuestos, los generales encarcelaron a dos de sus ejecutivos, incluido el futuro presidente del país, León Febres Cordero, a la sazón alto ejecutivo de Noboa. Esto llevó a Noboa a marcharse del país.
Pero el exilio tuvo sus beneficios. Al igual que la familia Bacardí de Cuba, Noboa prosperó. Mientras vivía en Nueva York, Noboa estableció contactos clave en el mundo de las finanzas internacionales y trabó amistad con David Rockefeller, entre otros. También conoció de primera fuente el negocio y los mercados de bananos. La dictadura militar le hizo un gran favor , dice Febres Cordero.
Sus competidores y los ejecutivos de la compañía dicen que otro punto clave de su éxito fue su habilidad para mantener una estructura de bajo costo. Por ejemplo, dice Juan José Pons, otro ex alto ejecutivo, Noboa tenía una empresa y un gerente para administrar 40 millones de cajas de fruta, todas provenientes de Ecuador. Sus competidores se veían obligados a tener gerentes de filiales en, por ejemplo, Costa Rica, Panamá, Filipinas y otros países para hacer lo mismo.
Pons, que ahora dirige su propio negocio bananero, dice que era agresivo y miraba mucho los gastos antes de que se pusiera de moda .
La reducción de precios de los bananos, un producto muy perecedero, fue otra de las razones del éxito de Noboa. Si dos barcos tocaban puerto, uno de United Fruit y otro de su compañía, y él tenía que bajar los precios a la mitad, lo hacía en un minuto , dice Febres Cordero, ahora alcalde de Guayaquil, refiriéndose al gigante de las frutas ahora conocido como Chiquita Brands. El ejecutivo de United Fruit tenía que comunicarse con el jefe de la filial que jugaba en el campo de golf .
Agresivo en el comercio, Noboa era muy conservador en los asuntos financieros. Guillermo Lasso, director ejecutivo de Banco de Guayaquil, calcula que las compañías estarían valoradas quizás en US$2.000 millones, con una deuda de sólo US$150 millones.
En Nueva York, Alvaro Noboa no deja ninguna duda de que está dispuesto a recuperar hasta el último centavo. Es la mayor fortuna de Ecuador y un de las más grandes de América Latina , dice.




(Guayaquil21 de noviembre de 1950) es un empresario ecuatoriano. Noboa, el hombre más rico del Ecuador, ha estado frecuentemente vinculado con la política, y consecuentemente ha sido candidato para la presidencia de la República en 19982002 y 2006. En 1997, después de una larga batalla legal contra sus hermanos, asumió el control del Grupo Noboa. Las disputas fueron investigadas por la muerte de su padre, el magnate bananero Luis Noboa Naranjo, en 1993.[1]
Adicionalmente, es fundador de la “Cruzada Nueva Humanidad”, Fundación de Acción Mancomunada del Pueblo, que con fondos propios y de sus empresas desarrolla desde hace 26 años labor social en educación, salud, empleo, ayuda a grupos vulnerables etc. [2] La labor de su fundación ha inspirado en ocasiones críticas, como la del ex presidente Rodrigo Borja, quien dijo que "Álvaro Noboa no da ideas; da regalos."[3]
Noboa es conocido por oponerse a las campañas a favor de los derechos de los trabajadores dentro de sus propias compañías, y varios trabajadores del Grupo Noboa han sido ilegalmente despedidos por formar parte de sindicatos.[4] [5] En un incidente ocurrido en el año 2002, trabajadores en huelga en una subsidiaria de Noboa fueron atacados, y, según un reporte deHuman Rights Watch, varios fueron abaleados por asaltantes organizados.[6] [7] El Grupo Noboa también fue criticado por Human Rights Watch a través de una investigación sobre prácticas deexplotación infantil en la industria bananera. [8] Noboa es el líder del Partido Renovador Institucional de Acción Nacional (PRIAN), un partido populista que él mismo fundó tras separarse del también populista Partido Roldosista Ecuatoriano (PRE). Fue canditado presidencial por el PRE en 1998 y por el PRIAN en los años 2002 y 2006, perdiendo las elecciones en cada ocasión tras llegar a la segunda vuelta, en 1998 frente a Jamil Mahuad, en 2002 frente a Lucio Gutiérrez y en 2006 frente a Rafael Correa.
Realizó sus estudios primarios en el Colegio La Salle de Guayaquil y secundarios en el colegio Le Rosey de Suiza. Se graduó de abogado en la Universidad de Guayaquil, realizando además estudios superiores de administración en la American Management Association de New York. Habla tres idiomas: españolinglés y francés.
Conocido popularmente como "Alvarito", maneja la mayor parte del legado de Luis Noboa Naranjo, conocido hombre de empresa que creó un imperio transnacional con la comercialización del banano, uno de los principales productos de exportación de Ecuador. En torno a su vida económica, se dice que su padre no lo incluyó en su testamento, y para contraarrestar esta desición, Álvaro planteó un interdicto, con lo cual inició un juicio tras el cual terminó con la mayor parte de la fortuna en herencia. [9]
Se calcula su fortuna personal en cerca de USD 1.000 millones de dólares, la cual es manejada actualmente tanto por sus negocios personales de más de cien empresas y los derechos accionarios adquiridos en 1997 a la viuda de su padre, Doña Mercedes Santistevan Arosemena de Noboa por los negocios bananeros, de transporte marítimo y de bienes raíces.
La herencia del padre de Álvaro Noboa, Luis Noboa, fundador de la empresa bananera, se vio envuelta en una serie de juicios hereditarios.
Según la revista Forbes,[10] los herederos de Luis Noboa gastaron 20 millones de dólares en los gastos del litigio, que culminó en una sentencia de una corte británica. Según la revista Forbes:
En noviembre de 2002 un juez londinense dictaminó que Álvaro era el propietario legítimo de una participación del 50,1% de las acciones de Fruit Shippers Ltd., empresa holding del negocio familiar. Hemos estimado que el valor de la participación es de 300 millones de dólares. Álvaro, que ha aparecido en anteriores ocasiones en nuestra lista de billonarios, asegura que sus activos valen al menos 1.000 millones. Álvaro dijo que "fue una victoria total".
De la sentencia del tribunal:[11]
El negocio principal [de Luis Noboa] era la exportación de bananas. Pero para el momento de su muerte sus intereses abarcaan también el café, el refinado de azúcar, fabricación de harina, transporte marítimo, banca, seguros y bebidas refrescantes. La principal compañía ecuatoriana comercializadora de bananas era Exportadora [sic.] Bananera Noboa S.A. (EBN). La compañía holding de todas ellas y que era propietaria de la mayor parte de los negocios ultramarinos era [Fruit Shippers Ltd.] una compañía domiciliada en Bahamas.
El tribunal describió a Álvaro Noboa como "un testigo impresionante y atractivo" que "daba su testimonio de manera directa." Era descrito como "inteligente, directo, duro, con carácter y personalidad dominante." Es más, en palabras del tribunal: "Álvaro no creía que sus hermanas fueran capaces de dirigir un negocio y no es discutible el hecho de que él
En el 2002 The New York Times hizo un reportaje sobre las condiciones laborales en las plantaciones de banano de Álvaro Noboa en Ecuador. El artículo específicamente mencionó a la plantación de 12 100 000 m² conocida como "Los Álamos" que empleaba cerca de 1 300 personas. [12] Los trabajadores de Los Álamos se sindicalizaron en marzo de 2002, y la compañía de Noboa respondió a esta acción abriendo fuego contra más de 120 de ellos. El artículo decía: "Cuando los trabajadores ocuparon parte de la hacienda, guardias armados con escopetas, algunos usando capuchas, llegaron a las 2 a.m. del 16 de mayo, según los trabajadores, y abrieron fuego sobre algunos quienes se habían rehusado a moverse de la puerta de entrada, hiriendo a dos".
Además, varios trabajadores mencionaron la existencia de niños trabajadores en Los Álamos. El artículo citaba a un trabajador de 10 años de edad, Esteban Menéndez, quien declaró: "Vengo aquí después de la escuela y trabajo todo el día". El trabajo del niño consistía en atar cordones rociados con insecticida entre las plantas de banano.
En abril de 2002 Human Rights Watch emitió un reporte[13] que "encontró que niños ecuatorianos, tan jóvenes como de ocho años, trabajan en plantaciones de banano en condiciones precarias, mientras los trabajadores adultos temen ser despedidos si tratan de ejercer su derecho a organizarse". Chiquita, Del Monte, Dole, La Favorita y la compañía de Noboa fueron acusadas de ser provistas por plantaciones que empleaban niños como trabajadores.
La compañía exportadora de Noboa, Exportadora Bananera Noboa, tuvo ventas de 220 millones de dólares en el 2004 y de 219 millones en el 2005 [14]En 2005 una investigación[15] descubrió 99 compañías en el Ecuador registradas en el Ministerio de Trabajo, pero sin existencia física.
Las compañías, con nombres como Dalioca, Domintini, Abacus y Carani, estaban registradas como tercerizadoras, al servicio de otras empresas más grandes contratando personal para las mismas. El mismo número telefónico se encontró en los archivos de todas las compañías y, una vez marcado, conectaba a una grabación que señalaba que se han comunicado con Corporación Noboa. Después, cuando a la telefonista que recibía la llamada se le preguntaba por dichas empresas, ésta negaba su existencia.
También se descubrió que las compañías instrumentales tenían una dirección que correspondía a un galpón abandonado en la ciudad de Guayaquil. En el archivo de una compañía, Empacadora Tropical, constaba la dirección del galpón como la de la Corporación Noboa. Los accionistas de la compañía eran Fruit Shippers y New York Commodities, compañías basadas en Canadá y lasBahamas respectivamente. Asimismo, éstas compañías eran utilizadas para evitar obligaciones laborales por parte del empleador. Victoria Oliveira, directora de comunicaciones del Grupo Noboa, declaró a un periódico que el Grupo Noboa no tenía conocimiento de estos vínculos.[16]
Evasión de impuestos [editar]
En marzo de 2005, el gobierno ecuatoriano clausuró una de las compañías de Noboa, Elaborados de Café, por no entregar la documentación requerida para verificar el cumplimiento de susobligaciones tributarias.[17] Además, el gobierno determinó que otra compañía de Noboa, Frutería Jambelí Frujasa, debía casi 20 millones de dólares en impuestos, incluyendo cerca de 7 millones de dólares en intereses acumulados. La suma fue calculada como parte de una auditoría de las 114 firmas de Noboa. Un diario contactó la firma y se le informó que ya no existía. El número marcado era el de la Corporación Noboa.[18]
Otras empresas del Grupo Noboa también fueron notificadas de que debían impuestos, entre ellas: Industrial Molinera ($2.4 millones), Compañía Nacional de Plásticos, ($1.1 millones) y Manufacturas de Cartón, ($3.1 millones). Sylka Sanchez, miembro del PRIAN y del Congreso Nacional del Ecuador, llamó a las auditorías "chantaje" y agregó que la existencia de las deudas fue revelada luego de que Noboa se rehusó a formar una coalición legislativa con el entonces presidente Lucio Gutiérrez.[19]
El en ese entonces director del Servicio de Rentas Internas del Ecuador, Vicente Saavedra, negó que Noboa haya sido especialmente elegido para las auditorías, argumentando que éstas fueron hechas a un millón y medio de contribuyentes. "si a eso le llaman persecución, entonces se debería crear una ley para que los políticos no paguen impuestos al Fisco", declaró a un diario.[20]
En 1996, Álvaro Noboa fue nombrado presidente de la Junta Monetaria del Ecuador por el en ese entonces presidente de la República Abdalá Bucaram. Según un relato del último día de Bucaram en el cargo, Noboa fue la última persona en abandonar el palacio presidencial en Quito antes de que el mismo Bucaram lo abandonara media hora después la tarde del 7 de febrero de 1997.[21]Mientras gobernaba Bucaram usó sus poderes presidenciales para intervenir en la disputa entre Noboa y sus hermanos. Al principio de su gobierno, cuando Exportadora Bananera Noboa aun no se hallaba en manos de Álvaro, Bucaram ordenó al Superintendente de Compañías intervenir en la compañía aduciendo como pretexto la rebaja del precio de la caja de banano.[22] Luego, en enero de 1997, Bucaram amenazó a los hermanos de Noboa con la posibilidad de expropiar una buena parte de su propiedad.[23]
Durante su corto ejercicio de la presidencia de la Junta Monetaria del Ecuador (agosto de 1996 - febrero de 1997), Noboa era dueño de un pequeño banco, el Banco del Litoral, y colaboró como parte de un pequeño equipo económico que incluía a Domingo Cavallo, recordado por ser el impulsor de la Ley de Convertibilidad y que desempeñó el cargo de asesor especial extranjero de Bucaram; Roberto Goldbaum, cabeza de la Corporación Financiera Nacional y dueño del Banco Territorial, y Roberto Isaías, en ese entonces presidente del ahora desaparecido Filanbanco, y que ejerció el cargo de asesor económico.[24]
Noboa prometió detener el programa de privatización iniciado durante el gobierno de Sixto Durán Ballén y reemplazarlo por una política de capitalización de empresas estatales, como el programa implementado por Gonzalo Sánchez de Lozada en Bolivia.[25] No obstante, Noboa no desechó por completo la idea de privatizar algunas empresas estatales.[26]
El Estado planeó eliminar los subsidios al gas, excepto para los más pobres, y vender parte de EMETEL, la compañía telefónica nacional, así como también parte de otras empresas energéticas estatales. Noboa, quien enfrentó un déficit presupuestario, aseguró que el gobierno ecuatoriano podría haber obtenido cientos de millones de dólares persiguiendo a los evasores de impuestos y los morosos.[27]
En 1998 Noboa se candidatizó para la presidencia del Ecuador por primera vez. En la primera ronda de las elecciones, el 31 de mayo, obtuvo 1'022,026 votos, es decir el 26,61% de las urnas. Quedó detrás de Jamil Mahuad (1'341,089 votos, 34,92% de las urnas), y por esta razón se enfrentaron en una segunda vuelta el 12 de julio. Noboa perdió las elecciones por 102,519 votos; Mahuad ganó por 2' 243,000.[28]
Después de las elecciones Noboa aseguró que se cometió fraude. Acusó al presidente del Tribunal Supremo Electoral (TSE), Patricio Vivanco, de rehusarse a efectuar un reconteo voto a voto como él había requerido. También dijo que algunas actas fueron manipuladas con tinta correctora y que otras no mostraban votos en blanco.[29] Se volvió a candidatizar para la presidencia en el 2002, de nuevo alcanzando la segunda vuelta, aunque apenas recibió el 17% de los votos en la primera vuelta. El 24 de noviembre perdió la segunda vuelta frente a Lucio Gutiérrez(2'803,243 o 54,79% contra 2'312,854 o 45,21%).[30] Insistió por tercera vez en el 2006. Ganó la primera vuelta, el 15 de octubre, con un 26,83% de los votos, seguido por Rafael Correa, quien obtuvo el 22,84%. El 26 de noviembre se enfrentaron en una segunda vuelta, y Noboa perdió con el 43,21% de los votos validos frente al 56,79% de Rafael Correa.

Gasto electoral [editar]

Noboa recibió una multa de más de 2 millones de dólares por exceder los límites de gasto electoral en 2002. Había gastado cerca de 2,3 millones de dólares en su campaña, un 98% sobre el límite.[31] En el 2004 Noboa ofreció no pagar en efectivo sino por medio de Certificados de Depósitos Reprogramados, un instrumento financiero que pierde su valor nominal al ser negociado.[32] El Tribunal Supremo Electoral del Ecuador aceptó sus términos. El TSE fue primero dirigido por Nicanor Moscoso, miembro del partido de Noboa y ex tesorero suyo, y luego por Wilson Sanchez, co fundador del PRIAN y amigo personal de Noboa.[33]
Referencias
  1. http://www.forbes.com/billionaires/free_forbes/2003/0317/108.html
  2. http://www.prian.org.ec/Paginas/Titulos.php?Med=41
  3. http://www.latinamericanstudies.org/ecuador/presidency.htm
  4. http://www.usleap.org/Banana/Noboa%20Company%20Page.htm
  5. http://www.usleap.org/Banana/Noboa/NoboaBlockNegUpdate7-7-02.html
  6. http://hrw.org/english/docs/2002/05/22/ecuado3997.htm
  7. http://www.commondreams.org/headlines02/0616-04.htm
  8. http://hrw.org/english/docs/2002/04/25/ecuado3876.htm
  9. http://www.americaeconomica.com/numeros3/181/noticias/mrnoboaladrolu.htm
  10. Freedman, Michael. Slippery Situation, Forbes, 17 de marzo de 2003.
  11. De Molestina and others v Ponton and others. Queens Bench Division [2002] EWHC 2413.
  12. Forero, Juan. In Ecuador's Banana Fields, Child Labor Is Key to Profits, The New York Times, July 13, 2002.
  13. Ecuador: Widespread Labor Abuse on Banana Plantations, Human Rights Watch, April 25, 2002.
  14. Las 25 que más vendieron, Revista Vistazo No. 938, 14 de septiembre de 2006.
  15. Unas 360 tercerizadoras solo son empresas de papel en Guayaquil, El Comercio, 9 de diciembre de 2005.
  16. El camino de las tercerizadoras de papel lleva al Grupo Noboa, El Comercio, 12 de diciembre de 2005.
  17. Una firma de Alvaro Noboa fue cerrada, El Comercio, 19 de marzo de 2005.
  18. Jambelí debe 20 milllones a Rentas, El Comercio, 22 de marzo de 2005.
  19. Alvaro Noboa suma más deudas con el Servicio de Rentas Internas, El Comercio, 30 de marzo de 2005.
  20. El SRI aún no puede cobrar a A. Noboa, El Comercio, 25 de marzo de 2005.
  21. Cevallos, Marcia. Que Se Vaya, Capítulo 9. Quito: Diario Hoy
  22. Freire, Juan Francisco.Que Se Vaya, Capítulo 11. Quito: Diario Hoy
  23. Ponce, Xavier. Que Se Vaya, Capítulo 4. Quito: Diario Hoy
  24. Peagam, Norman. Crazy man in power, Euromoney, December 1996.
  25. Latin America Weekly Report, August 1, 1996.
  26. Latin America Weekly Report, August 8, 1996.
  27. Haq, Farhan. Bucaram Woos U.S Bankers After Populist Campaign, Inter Press Service, August 6, 1996.
  28. IFES Election Guide.
  29. Notimex, 15 de julio de 1998.
  30. IFES Election Guide.
  31. Big bucks fail to deliver votes, Latin America Weekly Report, October 29, 2002.
  32. Villaquiran dimite y la coactiva se fue al piso, El Comercio, 29 de enero de 2004.
  33. El clan Sánchez tiene gran influencia en el partido Noboa, El Comercio, 4 de abril de 2005.
Enlaces externos

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada